La mezcla mexicana cae a su nivel más bajo en dos meses
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

La mezcla mexicana cae a su nivel más bajo en dos meses

COMPARTIR

···

La mezcla mexicana cae a su nivel más bajo en dos meses

La mayor producción de crudo de Estados Unidos y las expectativas de una menor demanda del energético, llevaron al precio del petróleo mexicano a niveles de 65 dólares el barril.

Redacción
07/11/2018
En lo que va de noviembre, el petróleo mexicano acumula una caída de 4.35 dólares.
Al registrarte estas aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

La mezcla mexicana de exportación retomó su tendencia bajista al registrar este miércoles una pérdida de 1.22 dólares frente al lunes, a u precio n precio de 65.82 dólares por barril, su nivel más bajo desde el 6 de septiembre, cuando cotizó en 65.23 dólares, de acuerdo con información de Pemex.

En lo que va de noviembre, el petróleo mexicano acumula una caída de 4.35 dólares, afectado principalmente por condiciones de mayor producción de crudo, principalmente de Estados Unidos.

De hecho, en su análisis diario Banco Base explicó que el petróleo fue presionado ante la noticia de que la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) y sus aliados discutirán la posibilidad de extender sus recortes en la producción en 2019, debido a que algunos miembros se preocupan por la posibilidad de que los inventarios estén en acumulación.

De igual modo, el precio del petróleo comienza a reflejar la expectativa de que el crecimiento económico a nivel global se está desacelerando por las tensiones comerciales.

La institución financiera destacó que la desaceleración económica de China ya se ha comenzado a reflejar en la demanda por crudo, pues ésta se ha debilitado; ante ello, la OPEP y sus aliados pudieran buscar en 2019 recortar una vez más la producción petrolera, puesto que se espera que haya una menor demanda por el crudo.

A su vez, la institución financiera nacional señaló que las presiones a la baja también fueron causadas por la publicación del reporte semanal de la Administración de Información Energética (EIA por sus siglas en inglés), el cual fue considerado pesimista por el mercado.

De acuerdo con la EIA, durante la semana que finalizó el 2 de noviembre, los inventarios de crudo de Estados Unidos mostraron un incremento de 5.78 millones de barriles, superando las expectativas del mercado.

Tal acumulación se debió principalmente a un incremento en la producción e importaciones del hidrocarburo en Estados Unidos, así como a una reducción en las exportaciones.

Por el lado de la producción de petróleo, está mostró un fuerte incremento al alcanzar un nuevo máximo histórico de 11.6 millones de barriles diarios, superando su máximo anterior de 11.3 millones de unidades por día que se reportaron en agosto.

Por su parte, las importaciones estadounidenses de crudo repuntaron 195 mil barriles por día, alcanzando sus compras del exterior 7.539 millones de barriles diarios. Canadá, Venezuela y Colombia fueron los principales proveedores de crudo a EU durante la semana anterior.

En este contexto, el crudo estadounidense West Texas Intermediate (WTI) registró una baja de 61 centavos de dólar, para venderse en 61.60 dólares el barril, mientras que el referencial Brent perdió 19 centavos de dólar, al fijar sus últimos hechos en 71.94 dólares.

Si bien el mercado espera que las exportaciones de petróleo de Irán caigan tras entrar en vigor el lunes las sanciones de Estados Unidos contra ese país, reportes de la OPEP y varios analistas apuntan a que el mercado global podría registrar un superávit en 2019 por una desaceleración de la demanda.

Elaborada con información de Notimex y Reuters