Mercados

IPC cae 0.11 por ciento, pero respeta los 50 mil puntos

La BMV vivió una jornada de movimientos estrechos, después de que comenzó con unos datos que enfriaron las perspectivas de la economía emergente de China.
Clara Zepeda 
14 septiembre 2017 16:3 Última actualización 14 septiembre 2017 16:3
BMV

BMV

En medio de saldos mixtos en Wall Street, la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) concluyó la jornada de este jueves con una caída marginal de 0.11 por ciento, equivalente a 57.02 puntos, para cerrar en las 50 mil 107.86 unidades.

Durante una jornada de movimientos estrechos en las Bolsa Mexicana, después de que comenzó con unos datos que enfriaron las perspectivas de la economía emergente de China. Sus cifras, tanto de inversión como de producción industrial, quedaron muy por debajo de lo esperado.

El Índice de Precios y Cotizaciones (S&P/BMV IPC) se ha vestido dos jornadas consecutivas en rojo, respetando el piso de los 50 mil puntos, los cuales estuvo en la sesión de este jueves en riesgo de perderlos.

Con un volumen de operación de 104.66 millones y un importe de 8 mil 307.21 millones de pesos, la Bolsa Mexicana de Valores concluyó la jornada de hoy con 52 emisoras al alza; 63 a la baja y 9 sin cambio.

Los valores protagonistas de la jornada, por el lado negativo fueron: Ideal, con una caída de 2.86 por ciento; le siguió Hilasal, con un descenso de 2.37 por ciento; La Comer y Urbi, con bajas ambas de 2.43 por ciento.

Del otro lado positivo, la alza de Autlán, con 7.19 por ciento; Gruma, con un avance de 3.43 por ciento; Minera Frisco y Sare avanzaron 2.96 y 2.30 por ciento, en ese orden.

La rentabilidad acumulada en lo que va del año asciende a una ganancia de 9.78 por ciento nominal.

Un flojo dato de la tasa de crecimiento de la inflación en Estados Unidos motivó a la cautela de los inversionistas, ya que prevén que la Reserva Federal (Fed) podría endurecer su discurso de política monetaria.

La inflación se ubicó en una tasa interanual 1.9 por ciento, superando la expectativa de mercado y elevando la probabilidad implícita de que la Reserva Federal eleve su tasa de referencia a 46.7 por ciento.

Si bien, parte del incremento en la inflación se derivó en un aumento en los precios de energía por los efectos de Harvey, la inflación subyacente, que excluye precios de energía, se ubicó en 1.7 por ciento en agosto, también por arriba de la expectativa del mercado.

Por su parte, Wall Street cerró mixto. El Dow Jones con un avance de 0.2 por ciento; el S&P 500 cayó 0.1 por ciento y el Nasdaq, 0.5 por ciento.

Las principales mezclas de petróleo finalizaron por cuarta sesión consecutiva con ganancias ante la expectativa de una mayor demanda de crudo a nivel global. Las presiones al alza para el precio de estos hidrocarburos se intensificaron luego de que la Agencia Internacional de Energía y la OPEP reportaran que la demanda mundial por crudo ha incrementado y continuará aumentando.

Ante esto, el WTI cotizó por primera vez por encima de los 50 dólares por barril de manera momentánea, precio no visto desde el mes de mayo, mientras que el Brent alcanzó un precio máximo de 55.02 dólares por barril, precio máximo desde abril del 2017.

El WTI terminó la jornada cotizando en 49.67 dólares por barril, lo cual equivale a un incremento de 0.75 por ciento, mientras que el precio del Brent aumentó en 0.04 por ciento y cerró la sesión cotizando en 55.18 dólares por barril.

Para este viernes, la agenda de los inversionistas estará enfocada en los datos macroeconómicos de Estados Unidos sobre los inventarios, confianza del consumidor y la actividad industrial.