Mercados

5 gráficas para saber qué le espera a la economía mexicana en 2015

De acuerdo con los pronósticos del Banxico y de los principales bancos en México, el país podría retomar el crecimiento en este año que apenas comienza... si el petróleo y el dólar lo permiten. 
Eleazar Rodríguez
02 enero 2015 19:56 Última actualización 02 enero 2015 20:14
Bandera de México al atardecer. (Cuartoscuro)

Bandera de México al atardecer. (Cuartoscuro)

Este 2015 podría ser un año en el que se retome el crecimiento económico en México y por consiguiente una mayor creación de empleos con un repunte en indicadores como la inversión, el consumo y las exportaciones.

Sin embargo, este escenario positivo dependerá en gran parte de una estabilización de los precios del petróleo y su influencia sobre los ingresos públicos.

Además, se espera una recuperación del peso frente al dólar que ocurriría cuando comiencen a verse los resultados de las reformas estructurales y su consecuente mayor captación de inversión extranjera, según se desprende de los pronósticos que realizan los principales bancos para este 2015.

1
PIB

La mayoría de los pronósticos de los intermediarios bancarios sitúan el crecimiento de México para este año por debajo de lo que anticipó el Banco de México (Banxico) en su última encuesta realizada entre los especialistas en economía del sector privado. Para la mayoría de ellos, los precios del petróleo y su impacto sobre los ingresos públicos y la influencia del precio del dólar sobre variables como inflación y consumo podrían obstaculizar la recuperación observada desde el tercer trimestre de 2014.

1
DÓLAR

Para los analistas bancarios, el periodo de volatilidad observado en el último trimestre del año será temporal y se espera que para este 2015 el peso se recupere hasta situar al dólar en niveles superiores a los 13 pesos. En ningún caso se espera que rompa este piso y es que para el peso se avecinan periodos de volatilidad por parte de la Reserva Federal (Fed). Se espera que sea este año cuando la Fed comience a subir sus tasas de interés, aunque no ha dicho cuándo. En su última conferencia de prensa por política monetaria se descarto que sea durante el primer trimestre del año y la medida estará sujeta al desempeño de variables como inflación y desempleo.

1
DESEMPLEO

Se espera que el crecimiento de la economía mexicana se traduzca en una mayor creación de empleos, aunque esto dependerá en gran parte de cómo se comporte el mercado interno y las exportaciones. De hecho, por el lado de las exportaciones, se espera que la dinámica observada por Estados Unidos continúe impulsando la demanda de productos nacionales, en tanto que un mayor empleo podría traducirse en una mayor demanda interna.

1
INFLACIÓN

Los precios al consumidor tuvieron presiones durante 2014 por factores como las reformas hacendarias y el comportamiento de los combustibles. Este año comenzó con un aumento único en las gasolinas y una reducción en el precio de la electricidad, lo que podrá restarle presiones a los precios en periodos como el fin del verano. Pese al aumento, no se descartan ajustes durante el año ante un escenario de volatilidad en los combustibles a nivel internacional. Sin embargo, un factor que habrá que estar atentos es el comportamiento del dólar que influirá en los precios de algunos bienes importados.

1
INVERSIÓN FIJA BRUTA

Un mayor crecimiento implica para los analistas un aumento en los montos de inversión en maquinaria y equipo para cubrir la demanda de bienes tanto nacionales como de exportación. Pese a que el Banxico no considera esta variable, la mayoría de los bancos anticipan un repunte de hasta 6 por ciento real anual, esto luego de que hasta septiembre del año anterior apenas había crecido 1.1 por ciento real. Los pronósticos apuntan a que sea la inversión extranjera la que apuntale esta dinámica, principalmente en el sector energético.