Mercados

Euro sube impulsado por Draghi; roza nivel de soporte de 1.27 dólares

El BCE mantuvo sin cambios las tasas de interés y reconoció que el mercado desea que el banco lance un programa de compra de bonos, pero dijo que el "mandato único y definitivo" es llevar la inflación a un nivel que esté cerca pero por debajo del 2 por ciento.
Guadalupe Hernández
02 octubre 2014 11:10 Última actualización 02 octubre 2014 11:47
Euro. (Bloomberg)

Euro. (Bloomberg)

En una sesión de grandes pérdidas en las bolsas del mundo, el euro seguía el camino contrario y recuperaba posiciones frente al dólar hasta rozar las 1.27 unidades, la primera vez en ocho días, ante la ausencia de nuevas medidas anunciadas en la reunión de este jueves del Consejo de Gobierno del Banco Central Europeo (BCE).

La divisa europea subía un 0.32 por ciento, a 1.2645 dólares, tras haber subido a 1.2691 dólares a raíz de las declaraciones de Draghi. Fue la primera alza de la moneda única europea frente al dólar desde el 22 de septiembre.

En el tercer trimestre, el dólar acumuló una ganancia 7.8 por ciento frente al euro, el mayor aumento en un periodo similar desde 2010, mientras en el mes se apreció 3.8 por ciento.


En tanto, el dólar cayó un 0.3 por ciento frente a la divisa japonesa a 108.62 yenes tras unos débiles datos manufactureros a nivel global y la aparición del primer caso de ébola en Estados Unidos, lo que hizo que los inversionistas buscaran activos más seguros.

La moneda estadounidense tocó un mínimo de nueve días frente al yen por la aversión al riesgo.

El dólar recortó las pérdidas tras publicación de un dato que mostró que las solicitudes iniciales de seguros de desempleo bajaron en Estados Unidos a un total desestacionalizado de 287.000 en la semana terminada el 27 de septiembre, dijo el jueves el Departamento de Trabajo.

El índice dólar, en tanto, caía un 0.4 por ciento a 85.665, alejándose de un máximo de cuatro años de 86.218 alcanzado el martes, ya que los inversores tomaron ganancias tras la reciente alza del billete verde. El índice registró un récord de 11 semanas consecutivas de alzas y alcanzó el mayor avance trimestral en seis años.

En su conferencia de prensa posterior a la reunión en la que el BCE mantuvo sin cambios las tasas de interés, Draghi reconoció que el mercado desea que el banco lance un programa de compra de bonos, pero dijo que el "mandato único y definitivo" es llevar la inflación a un nivel que esté cerca pero por debajo del 2 por ciento.