Mercados

Dólar recupera terreno;
al menudeo se cotiza
en 16.80 pesos

El peso retrocede 0.21% siguiendo a la toma de utilidades observada en el mercado petrolero y a un fortalecimiento del dólar en el contexto internacional.
Esteban Rojas
04 noviembre 2015 8:39 Última actualización 04 noviembre 2015 9:43
Etiquetas
Petroleo

(Bloomberg)

CIUDAD DE MÉXICO.- El peso presenta una presión de baja como repuesta a un fortalecimiento del dólar en el mercado internacional y a una toma de utilidades observada en el mercado petrolero.

El denominado dólar spot cotiza cerca de 16.44 unidades a la venta, lo que representa para el peso un retroceso de 0.21 por ciento.

En operaciones de menudeo o de ventanilla, el dólar se negocia alrededor de 16.80 pesos.

​​En el mercado internacional, el dólar se ve fortalecido por datos económicos publicados en Estados Unidos, los cuales no ofrecen indicios claros de que la Fed pueda tener prisa en aumentar su tasa de referencia.

El billete registra un avance de 0.36 por ciento con respecto a una canasta de seis divisas, situación que también afecta negativamente al peso.

El Departamento de Comercio de Estados Unidos dio a conocer que la brecha comercial con el exterior bajó 15 por ciento a 40 mil 800 millones de dólares, en el pasado septiembre.

Las cifras del sector externo contribuyeron a calmar temores en torno a que el actual nivel del dólar pueda afectar negativamente a la competitividad del sector exportador de EU.

La menor brecha comercial también señala la posibilidad de que la cifra del PIB al tercer trimestre pueda ser revisada al alza.

La generación de empleo en el sector privado de la principal economía del mundo prácticamente fue en línea a lo esperado, al ubicarse en 182 mil en el pasado octubre. En tanto que el dato de septiembre fue revisado a la baja.

Los primeros datos que se publican sobre el empleo en la semana dan cierta tranquilidad en cuanto a la política que pueda seguir la Fed para su reunión del diciembre.

No obstante, habría que esperar cómo cambian las expectativas en lo que queda de la semana, dependiendo de los datos de empleo que faltan por publicarse.