Mercados

Oro, yuan y el sistema
de reserva multidivisas

Rincón del experto, espacio brindado a analistas que tienen una perspectiva diferente del entorno financiero global. 
Álvaro Montero
Guillermo Barba
16 abril 2015 5:10
Oro

Oro, joyería. (Bloomberg)

Este viernes se celebrará en Washington D.C. el encuentro llamado “Gold, the renminbi and the multicurrency reserve system” (El oro, el renminbi y el sistema de reserva multividisas), que organizan el Foro de Instituciones Financieras y Monetarias Oficiales (OMFIF, por sus siglas en inglés) y el Consejo Mundial del oro (WGC).

Según la escueta información, asistirán “un selecto grupo de bancos centrales y otras instituciones del sector oficial”.

Las discusiones se llevarán a cabo durante el encuentro de primavera del Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Mundial en esa ciudad, bajo la Chatman House Rule.

Dicha regla dice que: “Cuando una reunión, o una parte de una reunión, se convoca bajo la Regla de Chatham House, los participantes tienen el derecho de utilizar la información que reciben, pero no se puede revelar la identidad ni la afiliación del orador, ni de ningún otro participante.”

Dicho de otro modo, los máximos manipuladores de los mercados financieros y la economía, discutirán a puerta cerrada y sólo podremos saber lo que nos quieran decir, o sea, nada.

Lo relevante de este encuentro de élite es que nos da una muestra más del destino hacia donde nos dirigimos: un mundo donde el dólar ya no será la todopoderosa divisa de reserva .

También destaca que la supuesta “reliquia bárbara” que es el oro, figure en primer plano en las discusiones a pesar de ser el enemigo público número uno de los banqueros centrales.

La mala noticia es que, aunque tendrán que incluir al oro en el nuevo sistema monetario global post-dólar, no quieren el regreso de su reinado, sino tenerlo presente para acallar voces críticas del fraudulento dinero fíat.

Llama la atención que el encuentro comentado tenga el mismo título que un reporte elaborado también por el OMFIF en enero de 2013, donde fueron explícitos: “el oro no remplazará a las divisas fíat ni será la ´divisa´ dominante en el sistema.” Si lo anterior se confirma, la victoria se la habrán llevado los banqueros, los dispendiosos gobiernos y los académicos que, con sus teorías a modo, los avalan.

El mundo estará condenado a repetir entonces, los errores que se deberán haber aprendido del colapso del dólar y el desastre que traerá. Ojalá aún estemos a tiempo de corregir. El camino del patrón oro, es la vía de la prosperidad.