Mercados

Bajan posiciones a favor del peso en Chicago

Las cifras económicas de EU justifican la debilidad del peso en las últimas semanas y confirman que la moneda nacional está impactada por factores externos.
Álvaro Montero
Esteban Rojas
05 agosto 2014 5:0
[El peso hila cuatro semanas de retrocesos ante el dólar. / Bloomberg / Archivo] 

[El peso hila cuatro semanas de retrocesos ante el dólar. / Bloomberg / Archivo]

CIUDAD DE MÉXICO.- Las posiciones especulativas a favor del peso en el mercado de futuros del Chicago Mercantile Exchange han disminuido.

Lo anterior anticipa que la velocidad de la recuperación de la moneda nacional, después del ajuste de la semana pasada, pudiera ser menor al movimiento con el que se depreció.

Al cierre de julio, las posiciones netas a favor del peso en el mercado de futuros de Estados Unidos (Chicago Mercantile Exchange) ascendieron a 2 mil 951 millones de dólares, cifra menor al máximo del año registrado en junio pasado y ubicado en 3 mil 456 millones.

Las cifras anteriores justifican la debilidad del peso en las últimas semanas y confirman que la moneda nacional está impactada por factores externos. De hecho, la tendencia del tipo de cambio es completamente alcista, a pesar de que en las dos recientes sesiones se observó una reducción en la volatilidad.

No obstante, aun en la fase de recuperación,o fortaleza cambiaria, las apuestas por el peso estuvieron muy lejos del máximo histórico vigente de 6 mil 234 millones de dólares a favor de la divisa nacional, registrado en abril de 2013.

El tipo de cambio del peso contra el dólar se mantendrá al alza como consecuencia de la serie de coberturas que se realizan por el contexto global y las cifras de la economía que muestran una trayectoria de recuperación, lo que incrementa la posibilidad de que los capitales se posicionen en esa moneda.

La semana pasada el peso se desplomó 1.78 por ciento contra el dólar, aunque en general las divisas se han visto debilitadas por las coberturas en dólares.

El tipo de cambio más alto del año está en 13.44 unidades, por lo que hay un amplio márgen para que el peso siga depreciándose.

Sin embargo, la debilidad del peso es subjetiva, ya que durante meses la moneda mexicana ha cotizado entre 12.85 y 13.15 unidades, un canal de variación que refleja completa estabilidad cambiaria enmedio de las reformas estructurales y el entorno que rodea a los mercados.

La moneda más débil del mundo industrializado en el último mes fue el yen japonés con una caída de 2.75 por ciento frente al dólar, le siguieron el euro con 2.18 por ciento y la libra esterlina con 1.96 por ciento.

En los mercados emergentes el rublo ruso refleja los efectos de las sanciones económicas impuestas a su país y reporta un desplome de 4.18 por ciento frente al dólar.

Es probable que las posiciones especulativas a favor del peso, que se reportarán el próximo viernes, todavía sigan mostrando una inclinación a la baja.