Mercados

Vejez, concepto
en revisión

Como sabemos, en la década de los años cuarenta del siglo pasado se fijó la edad de 65 años para la jubilación de los trabajadores, medida que fue acertada en ese contexto.
Antonio Sandoval
Antonio Sandoval
08 octubre 2014 5:0
[Cuartoscuro] Alrededor de 30 millones de trabajadores sin ahorro para la vejez. 

[Cuartoscuro] Alrededor de 30 millones de trabajadores sin ahorro para la vejez.

CIUDAD DE MÉXICO.- En un artículo escrito para el IMEF hace 4 años, Alejandro Turner, ex vocal ejecutivo de PensionISSSTE, explica en forma breve y precisa el impacto del aumento en la expectativa de vida y la necesidad de redefinir el concepto de vejez.

El experto señala que el aumento en la esperanza de vida provoca que la proporción de personas mayores de 65 años , con respecto al resto de la población , aumente año con año, causando dos problemas:

1) La relación entre activos y pensionados es cada vez menor y como las aportaciones de los activos deben ser suficientes para pagar las pensiones de más gente, se requeriría incrementar las cuotas de los activos y/o disminuir el monto de las pensiones.

2) El número de años durante el cual se pagarán las pensiones va en aumento, lo que implica que en el agregado se estará pagando más dinero a los pensionados.

Sin embargo, los dos puntos anteriores no debieran ser un problema si la edad normal de jubilación no fuese fija; es decir, se ajustara a las condiciones demográficas; Alejandro Turner señala que dicha edad debería ser móvil, en función de la esperanza de vida.

Como sabemos, en la década de los años cuarenta del siglo pasado se fijó la edad de 65 años para la jubilación de los trabajadores, medida que fue acertada en ese contexto, ya que la esperanza promedio de vida después de la jubilación era de 10 años; es decir, el sistema de reparto que inició hace seis décadas en este país contaba con dos ventajas:

a) Eran más los trabajadores activos que los pensionados.

b) La esperanza de vida después de la jubilación no afectaba la estabilidad financiera del sistema pensionario, ya que los ingresos superaban sustancialmente a los egresos.

De acuerdo con el artículo, que por cierto sigue tan vigente como hace cinco años debido a que en el SAR no se ha movido nada al respecto, la esperanza de vida después de la jubilación para el año 2030 será de 19.61 años para el caso de los hombres y de 21.49 años para las mujeres.

Si tomamos en cuenta los dos puntos iniciales, quiere decir que de no revisar el concepto de vejez y para hacer viable el sistema de pensiones en este país, necesitaremos incrementar las cuotas o disminuir todavía más el monto de las pensiones.

¿Por qué? Porque de acuerdo al segundo punto necesitaremos más y más dinero para pagarle a quienes tomen la opción del retiro a la edad de 65 años, con una esperanza de vida que es de casi 20 años en promedio.