EF RADAR
Mercados

Tasas de valores de deuda gubernamental con posible baja

El costo del dinero que capta el gobierno vía la colocación de valores, puede disminuir, sobre todo en la parte larga de la curva de rendimientos.
Esteban Rojas
Esteban Rojas
03 marzo 2014 16:32
[Banxico se mantendrá vigilante de que las modificaciones fiscales no causen efectos de segundo orden sobre la inflación: grupos financieros. / Bloomberg] 

[Banxico se mantendrá vigilante de que las modificaciones fiscales no causen efectos de segundo orden sobre la inflación: grupos financieros. / Bloomberg]

La reducción observada en los últimos días en los rendimientos en los bonos del tesoro norteamericanos y la probable desaceleración en el crecimiento de la inflación en México, son algunas de las condiciones que pueden influir para que las tasas de largo plazo, en el mercado primario de deuda nacional, puedan presentar un sesgo a la baja..

Para la subasta de valores gubernamentales número 10 del año, cuyo resultado se conocerá el martes a la 11:30 tiempo de la Ciudad de México, es probable que el denominado bono a 10 años, con vencimiento diciembre del 2024, presente una reducción de alrededor de 0.11 puntos para quedar en 6.35 por ciento.

De cumplirse el escenario, se cerraría la brecha que presenta entre el último resultado de la subasta con lo observado en el mercado secundario de deuda.

En tanto que para el Udibono a 30 años, con vencimiento en noviembre del 2040, probablemente pueda registrar su tasa una caída de 0.27 puntos, de ser así, su rendimiento se ubicaría en 3.76 por ciento.

La demanda de instrumentos de cobertura contra la inflación ha mejorado por el hecho de que todavía el crecimiento de los precios al consumidor se mantiene fuera del rango de tolerancia del Banco de México, el cual se encuentra en 4.0 por ciento.

En tanto que los rendimientos de los Cetes pueden presentar un comportamiento mixto, aunque con una fuerte probabilidad de que en el plazo de un año pueda bajar cerca de 0.12 puntos, para alinearse a las condiciones imperantes actualmente en el mercado.

El Gobierno Federal, ha sido uno de los principales beneficiarios de la demanda de su papel de deuda, sobre todo de los participantes extranjeros, aunque esta situación puede mostrar cambio derivados de la velocidad con que la Reserva Federal de los Estados Unidos disminuya la liquidez, mediante una menor compra de bonos.