Mercados

Se disparan tasas de bonos mexicanos

Un éxodo de capitales sufrió el mercado mexicano de dinero, lo que provocó que los rendimientos se dispararan a máximo de 5 años, cuando fueron presionados por la deuda europea.
Esteban Rojas
ME Peso, pendientes

ME Peso, pendientes

El mercado de bonos soberanos en México registró una intensa salida de participantes tras el resultado electoral en Estados Unidos, lo que ha provocado un ‘salto’ en las tasas de interés de dichos instrumentos.
La tasa de interés del Bono M a 10 años con vencimiento en 2026, uno de los más negociados en el mercado, se incrementó en 91 puntos base entre el martes y el miércoles, para ubicarse en un nivel de 7.05 por ciento, un nivel que no se veía desde la crisis de deuda en Europa de 2011.

Tras la victoria de Trump, la curva de rendimientos del país se desplazó al alza en su totalidad, ante un incremento en las primas de riesgo y las primas de término en la mayoría de los activos de renta fija a nivel global, explicó Alejandro Padilla, director de estrategia en renta fija y tipo de cambio de Banorte-Ixe.

“A esta situación hay que agregarle la fuerte incertidumbre sobre el efecto que pudieran tener las políticas de Trump sobre México”, comentó.

HACIENDA TOMA PRECAUCIONES
La Secretaria de Hacienda llevó a cabo uno de los primeros ajustes derivados del resultado electoral en Estados Unidos. La volatilidad dará como resultado una preferencia por la liquidez, a lo que se adelantó la dependencia al cambiar el programa de subastas de valores gubernamentales, para privilegiar la colocación de instrumentos de corto plazo sobre los de largo plazo.

“(Los cambios) consideran incrementos en los montos a ofrecer en las subastas de instrumentos a menor plazo (28 días a 5 años) y reducciones en aquellas de mayor plazo (10 a 30 años)”, explicó Hacienda en un comunicado. “Con los ajustes se disminuye la duración y la vida media de las subastas sin comprometer las metas de captación”.

BANXICO SUBIRÍA HASTA 200 PUNTOS BASE
El Banco de México tendrá su reunión de política monetaria la próxima semana, en donde podría incrementar hasta 200 puntos base su tasa objetivo para evitar una depreciación mayor del peso, según analistas.

“El Banco de México ha abierto la puerta para incrementar las tasas (entre 100 a 200 puntos básicos, según consideramos) en su reunión de la próxima semana, desde el nivel actual de 4.75 por ciento, sumando al incremento de 175 puntos básicos de los últimos 12 meses”, explicó Axel Christensen, director de estrategias de inversión para América Latina de BlackRock.