Mercados

¿Le pega el peso a
los fondos de ahorro?

No existen inversiones de las Siefores indexadas directamente al tipo de cambio; sin embargo, la trayectoria de la paridad siempre impacta en las expectativas de PIB e inflación.
Antonio Sandoval
ahorro

(Carlos López)

CIUDAD DE MÉXICO.- En esencia no, los fondos de ahorro para el retiro no están indexados al tipo de cambio (ligados a su trayectoria), ni tienen algún otro lazo que los pueda impactar por este conducto.

De acuerdo con las cifras oficiales del regulador del sistema, la composición de las inversiones de las Siefores al cierre de enero de 2015 quedó de la siguiente manera:

Renta variable nacional 7.1 por ciento de los recursos totales, renta variable internacional 16.7 por ciento, mercancías 0.1 por ciento, estructurados 5.2 por ciento, deuda internacional 1.1 por ciento, bonos 18.6, udibonos 19.6, empresas productivas del estado 4.2, europesos 2.8, vivienda 2.2, bondes D 1.6, Cetes 2.9, CBIC 4, UMS 1.3, Infraestructura 1.7, banca de desarrollo 2.0, bancos 1.3, telecom 1.3 y reportos 1.7 por ciento del total de los recursos.

Lo anterior, nos arroja una suma de 95.4 por ciento de recursos invertidos en los mercados financieros nacionales e internacionales; 95 por ciento de los más de 2 billones de pesos que maneja el sistema entre aportaciones de los trabajadores y rendimientos generados.

El restante 4.6 por ciento de los recursos también se encuentran consignados en una serie de herramientas financieras disponibles.

En otras palabras, no existe ninguna inversión ligada directamente a la trayectoria del tipo de cambio.

Pero…
El tipo de cambio es una variable que influye mucho en la economía mexicana; entre sus factores negativos, especialmente cuando el peso se deprecia considerablemente como ahora, está el hecho de que modifica metas como la inflación y el crecimiento.

Como sabemos, éste tipo de factores son determinantes para los mercados financieros; por esa causa es un hecho que el tipo de cambio no le afecta directamente a los fondos de ahorro para el retiro, pero sí le puede golpear indirectamente conforme las expectativas de los mercados se deterioren.