Mercados

Instrumentos de cobertura contra la inflación en reversa

Los mercados han descontado una baja en el crecimiento de la inflación, lo que se ha traducido en una caída en el precio de instrumentos como los Udibonos.
Esteban Rojas
Esteban Rojas
24 marzo 2014 7:56
 [Bloomberg] EN PORTADA: Banxico reporta máximo histórico de 163,515 mdd al cierre de diciembre.

[Bloomberg] EN PORTADA: Banxico reporta máximo histórico de 163,515 mdd al cierre de diciembre.

El retorno de la inflación a tasas de crecimiento por debajo del rango de tolerancia del Banco de México del 4.0 por ciento, justifica el retroceso en la demanda de instrumentos como los Udibonos, lo que se ha derivado en un persistente incremento en su tasa de interés.

Para la subasta primaria de valores gubernamentales número 13 del año, es posible que persista un requerimiento de un mayor premio para su adquisición. De ser así, el Udibono con plazo de 10 años podría ver incrementado, el martes, su tasa en alrededor de 0.03 puntos, para ubicarse en 2.63 por ciento.

Cabe recordar que los Udibonos son instrumentos de cobertura, dado que permiten tener rendimientos por arriba de la inflación.
La tasa del Udibono se ha alejado gradualmente de su mínimo histórico alcanzado en abril del 2013, cuando ascendió a 1.10 por ciento en el mercado primario.

El bajo perfil que han presentado los instrumentos ligados a la inflación, confirman que el mercado considera que el riesgo relacionado con un mayor crecimiento en los precios al consumidor es bajo o, por lo menos, inferior al vinculado con una menor actividad económica.

Los precios de los Udibonos han alcanzado niveles bajos, por lo que no habría que perderlos del todo de vista para volver a retomarlos, sobre todo una vez que pase la esperada baja estacional de la inflación, la cual se da tradicionalmente en el periodo comprendido de abril a junio de cada año.

En otros instrumentos de largo plazo, como es el bono M a cinco años, con vencimiento en junio del 2018, es posible esperar en la subasta primaria del martes una disminución de alrededor de 0.05 por ciento en su tasa, para adecuarse a las condiciones imperantes en el mercado primario.

Finalmente, es probable que el rendimiento de los Cetes pueda presentar cierta estabilidad, con un cierto sesgo al alza.