Mercados

Bancos centrales del mundo profundizan divergencias monetarias

Con la decisión de la Reserva Federal de los Estados Unidos creció el contraste entre los principales bancos centrales a nivel mundial, no solamente de naciones desarrolladas, sino también con los emergentes.
Esteban Rojas
Alza en las tasas de interés, ¿ya casi?

Los funcionarios de la Reserva Federal estadounidense aplazaron a diciembre el alza en las tasas de interés, convencidos de que la mayor creación de empleo conducirá a una mayor inflación, permitiéndoles así cerrar una era sin precedentes con tasas a niveles cercanos a cero. El Comité Federal de Mercado Abierto mencionó los riesgos mundiales y apuntó hacia su próxima cita en diciembre para implementar el incremento en una declaración divulgada el miércoles en Washington, preparando a los inversionistas para una primera subida desde 2006.

El polo opuesto a la Fed estará encabezado por los bancos centrales de Europa, Japón y China. Es bancos seguirán aplicando estímulos mediante la compra de bono o recurriendo a menores tasas de interés, por lo menos durante el próximo año.

Entre los bancos centrales de naciones latinoamericanas, los más importantes ya se han adelantado a la Fed con la gran excepción del Banco de México.

El Banco Central de Brasil encabeza el ciclo de alza, el cual inicio desde abril del 2013, acumulando un amento en la Tasa Selic de 700 puntos base. En segundo lugar, está el de Colombia con un aumento en su tasa 100 puntos base. En tanto que los bancos de Perú y de Chile la han aumentado en 50 y 25 puntos en cada caso.

Las naciones emergentes podrían ver aumentados las presiones para nuevas alzas en tasas, en caso de que la Fed aumente la suya, en un contexto de bajo crecimiento económico y de un desplome en los precios de las materias primas.

En el mercado de futuros la ocurrencia de una nueva alza en la tasa de referencia de la Fed se desplaza hasta junio del 2016, al darle una probabilidad del 66.4 por ciento.

En la primera reunión de la Fed del 2016, programada para el 27 de enero, se le asigna un a probabilidad a una nueva alza de solamente 6.7 por ciento.

Las expectativas coinciden con el énfasis dado por la Fed a la aplicación de una política gradual, con el propósito de evitar descarrilar a la todavía convaleciente recuperación económica.

El apretón a su política monetaria de la Fed y los esperados posteriormente se dan dentro de un contexto de divergencia en las políticas monetarias entre los principales bancos centrales en el mundo, lo que puede ayudar a suavizar sus efectos.

En el caso de México, hoy el banco central llevara a cabo su reunión de política monetaria, cuyo resultado se anunciara al 13:00 tiempo de la Cuidad de México.

“Creemos que las condiciones están dispuestas para un aumento en la tasa de referencia”, comentó Joel Virgen, subidirector de análisis macroeconómicos de Banamex.

“Las condiciones son, en primer lugar, las excepcionalmente laxas condiciones monetarias que subsisten a nivel local, la segunda es una inflación dentro del intervalo de variabilidad del banco central y la tercera es el crecimiento economico que nos ha sorprendido en la segunda mitad del año”.

De acuerdo a una encuesta levantada por Bloomberg entre 26 especialistas, se estima que Banxico seguirá el paso dado por la Fed e incrementará su tasa de referencia en 25 puntos base.

Dichas condiciones otorgan margen de maniobra al Banco de México, estimó el especialista.