Mercados

Así se sería el efecto Trump en México

las variables económicas clave como el consumo, las exportaciones manufactureras y la creación de empleos formales en México también podrían desacelerarse.
Clara Zepeda
ME Trump feliz. (Especial)

ME Trump feliz. (Especial)

La amenaza de un proteccionismo comercial implicaría cambios estructurales en la economía de México en el mediano y largo plazo, aseguran especialistas, sin embargo, de materializarse, tendría un efecto significativo de corto plazo en los mercados financieros locales.

Los programas proteccionistas de Donald Trump o cualquier oposición a los acuerdos comerciales existentes por parte de Hillary Clinton, provocarían una reacción exagerada de las acciones mexicanas en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV).

Benjamin Theurer, analista de Equity Research en Barclays México, explicó que pese a que el Congreso en Estados Unidos podría oponerse a las reformas del republicano Trump, su administración podría tener un riesgo comercial latente para nuestro país y algo similar pasaría con la demócrata Clinton.

“La volatilidad en el tipo de cambio y las disminuciones en el consumo siguen siendo los principales riesgos desde el punto de vista de la inversión de capital en México con el resultado de las elecciones en Estados Unidos”, aseveró Theurer.

Añadió que los programas proteccionistas del candidato republicano podrían significar una disminución significativa de las exportaciones de México y un golpe al PIB del país. En el caso de una victoria de Clinton, se espera que más de un status quo de México, pero cualquier oposición a los acuerdos comerciales existentes también podría afectar el potencial de crecimiento económico de México.

De acuerdo con Sergio Luna, director de Estudios Económicos de Citibanamex, si Donald Trump se convirtiera en el nuevo inquilino de la Casa Blanca, la economía mexicana podría crecer 1.8 por ciento para todo el 2017, en lugar de su escenario central (que asume la victoria de Clinton) con un estimado de 2.3 por ciento.

En consecuencia, las variables económicas clave como el consumo, las exportaciones manufactureras y la creación de empleos formales en México también se desacelerarían.

En lo que se refiere al tipo de cambio, Citibanamex prevé que una hipotética victoria de Trump llevaría inicialmente a una sobrerreacción del peso, ubicándolo arriba de 20 unidades, pero luego se estabilizaría cerca de sus máximos recientes de entre 19.8 y 19.9 por dólar.

Rafael Camarena, analista de Santander, espera que el anuncio del FBI sobre los correos electrónicos de Hillary Clinton no repercuta en los resultados, por lo que “tendremos que esperar a la noche de este 8 de noviembre para observar el resultado electoral en Estados Unidos, pero considerando la información disponible, estimamos que es muy probable que después de la elección, el peso aumente su valor frente al dólar estadounidense de manera significativa”.