Mercados

Petróleo sube más de 1% pero cae en la semana

El mercado se mantuvo toda la semana a la expectativa de la reunión de mañana en Viena entre la Organización de Países Exportadores de Petróleo y otros productores, en la que se espera concretar el compromiso de reducir la oferta mundial de crudo.
Redacción
09 diciembre 2016 8:25 Última actualización 09 diciembre 2016 15:7
La estrategia petrolera de Arabia Saudita

La Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) se reúne en Viena en un clima de precios bajos e informes de desacuerdo entre los miembros del cartel. Algunos países quieren recortar la producción para elevar los precios, pero Arabia Saudita se resiste. La estrategia de Riad de mantener el nivel de producción para preservar su cuota de mercado ha funcionado hasta cierto punto, pero también ha afectado su economía y su moneda.

Los precios del petróleo extendieron las ganancias por segundo día al cierre de operaciones de este viernes, aunque en el conjunto de la semana terminaron en terreno negativo.

El barril de crudo Brent para entrega en febrero cerró en alza de 1.81 por ciento, hasta 54.33 dólares el barril. El contrato alcanzó el lunes su cota más alta desde julio de 2015 de 55.33 dólares.

En tanto, el petróleo WTI de referencia en Estados Unidos para entrega en enero ganó 1.3 por ciento, para cerrar en 51.68 dólares por barril.

Los operadores del Nymex también conocieron hoy el último informe de la firma Baker Hughes que reveló que el número de pozos activos en Estados Unidos subió esta semana en 21, hasta alcanzar los 498, con lo que acumula ya seis semanas consecutivas de al alza.

Ambos referenciales tuvieron un balance semanal negativo al perder 0.34 por ciento en el crudo WTI y de 0.23 por ciento en el Brent de Londres, cifras muy por debajo de la ganancia semanal previa cuando subieron 16.30 y 12.20 por ciento, luego de que la Organización de Países Exportadores de Petróleo anunciara a fines de noviembre sus planes para recortar la producción.

El llamado "oro negro" subieron en medio de la esperanza de los mercados ante la reunión que celebrarán este fin de semana la OPEP y otros países productores para concretar su compromiso de reducir la oferta mundial de crudo.

El objetivo es ultimar los detalles sobre un recorte de las extracciones de crudo del planeta, después de que la OPEP adoptara el pasado 30 de noviembre un acuerdo para reducir su producción conjunta en 1.2 millones de barriles diarios (mbd), hasta 32.5 millones de barriles diarios.

Este pacto entrará en vigor el 1 de enero de 2017 pero está supeditado a que los países externos a la OPEP también bajen su oferta, en al menos 0.6 millones de barriles diarios.




Rusia ha dicho que recortará su producción en 300 mil barriles por día, lo que significa que otros productores que no pertenecen a la OPEP tendrían que prometer de forma combinada la misma reducción en su bombeo para llegar a los 600 mil barriles que el organismo quiere.

Azerbaiyán ha dicho que llegará a la capital austriaca con propuestas a su propio recorte en la producción. Kazajistán, en tanto, podría ofrecer congelar la producción al nivel del mes pasado, dijo su ministro de Energía, Kanat Bozumbayev.