Mercados

Onza de oro pierde etiqueta de refugio
de inversión

Hay tres factores que han eclipsado el brillo del metal dorado y lo han arrastrado a su menor cotización de cinco años.
Efraín Hilario
Efraín H. Mariano
02 julio 2015 10:0
Onza de oro con altibajos en NY

Onza de oro pierde brillo como refugio de inversión.

La onza troy de oro se ha desprendido claramente de su etiqueta de refugio de inversión, y las expectativas apuntan, por ahora, a que no la recuperará en el corto plazo.

El metal dorado, generalmente usado como un refugio de inversión en tiempos de crisis económicas y tensiones geopolíticas, está atrapado en una espiral negativa que lo ha llevado a caer a su menor cotización en cinco años.

En los primeros intercambios de la sesión del jueves, el contrato más activo del oro, para entrega en agosto, se intercambió en mil 155 dólares, oscilando en su menor cotización tres meses y medio y empatando con sus peores registros desde julio de 2010, cuando se vendía en mil 150 dólares.

El precio del oro se ha desplomado 12.1 por ciento en los últimos 12 meses y acumula cuatro trimestres en baja, su peor racha desde 1997.

El metal dorado ha agudizado su racha negativa desde inicios del año, cuando aumentaron las expectativas de que la Fed de Estados Unidos se preparaba en normalizar su política monetaria. Se ha desplomado 9 por ciento desde su máximo del 2015, de mil 301 dólares, registrados el 22 de enero.

La dramática pérdida de brillo del oro está asociada a tres factores: La Fed, el dólar y la inflación.

El precio del metal áureo ha sido eclipsado por las expectativas de un aumento de las tasas de interés en Estados Unidos, que coloca al oro en desventaja con otros activos que pagan intereses; la sostenida apreciación del dólar, que lo vuelve más caro para los tenedores de otras divisas, y los bajos niveles de inflación en la Unión Americana, que le restan atractivo como una cobertura de inversión.

Las expectativas apuntan a que el precio del oro continuaría su espiral negativa en lo que resta del año, hacía los mil 100 dólares. Incluso varias firmas de inversión, como Goldman Sachs y Société Générale, esperan que un precio del metal dorado cierre el 2015 en mil 050 dólares.