Menor demanda de bancos centrales amenaza el precio de la onza de oro
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Menor demanda de bancos centrales amenaza el precio de la onza de oro

COMPARTIR

···
Commodities

Menor demanda de bancos centrales amenaza el precio de la onza de oro

Las expectativas de un posible ajuste a la alza en las tasas de interés en Estados Unidos, que significaría que otros bancos centrales copiarían el hecho, le está restando atractivo al oro en los mercados internacionales.

Mauro Álvaro Montero
18/09/2014

CIUDAD DE MÉXICO.- El precio de la onza de oro es amenazado por la posibilidad de un aumento en las tasas de interés de la Reserva Federal de Estados Unidos en el mediano plazo.

Pero en el largo plazo la tendencia desde finales de 2012 es de franco descenso. El metal sufre presiones por el constante desprendimiento de las onzas por parte de inversores que tomaron grandes dividendos.

En ese mismo año la onza dorada alcanzó un récord, arriba de los mil 800 dólares, ya que los bancos centrales cada vez basan sus reservas internacionales en menos oro y sí en más dólares, lo que está reduciendo la demanda.

,,

La caída en el requerimiento y una posible sobreoferta física provocaría que los precios del oro continuaran descendiendo, y sólo registrando destellos de alzas en periodos cortos por conflictos de índole bélica, como ya se observó con los enfrentamientos separatistas en Ucrania, o la invasión en Irak, que desataron olas de compra del metal.

Las reservas internacionales de los países continúan incrementándose, pero en dólares; en oro se han mantenido estables.

Como ejemplo podemos observar que la eurozona cuenta con 346.722 millones de onzas, cuando un año atrás registraba 346.674 millones, es decir, prácticamente no se movieron los depósitos del metal precioso, mientras que las reservas en dólares en ese mismo periodo pasaron de 215.71 mil millones a 227.17 mil millones de dólares, un aumento de 5.31 por ciento, esto según datos del Fondo Monetario Internacional.

La demanda de oro por parte de los bancos centrales se ha detenido prácticamente. De hecho, las compras mundiales actualmente acumulan mil 24.53 millones de onzas por parte de estas instituciones gubernamentales, cuando un año atrás fueron de mil 25.97, un ligero desliz de 0.14 por ciento.