Mercados

Café arábigo cierra el año con 50% de ganancia

El café fue una de las excepciones dentro de los commodities que lograron terminar con ganancias en 2014, ya que la gran mayoría terminó a la baja.
Álvaro Montero
Mauro Álvaro Montero
02 enero 2015 5:5
Granos de café y bebida de café (Bloomberg)

Granos de café y bebida de café (Bloomberg)

CIUDAD DE MÉXICO.- Los precios del café arábigo en este 2014 subieron poco más de 50 por ciento, debido a los problemas que afectaron los cultivos durante todo este año, como la falta de lluvia en Brasil, que es el principal productor del grano en el mundo, así como los efectos devastadores de la roya en México y Centroamérica, que mermaron con fuerza los cultivos.

El precio está ahora en 1.6660 dólares la libra con una ganancia anual de 50.50 por ciento, sin embargo, el precio llegó a subir arriba de 2.20 dólares, lo que le representó el 100 por ciento de aumento, y su mayor cotización en 32 meses.

Perspectiva 2015
Los cafetos, tan sólo en México darán una menor producción, y que a pesar de que ésta no es operada en los mercados internacionales, como es la de Brasil o la de Indonesia, si presionará los precios, debido a que la oferta mundial de mejores granos estará acotada.

El problema real es que, el arbusto que sustituye a los que fueron dañados por la roya o por la sequía, le toma de 3 a 4 años florecer y dar sus primeros frutos, por lo que la producción será menor por lo menos este 2015 frente a la fuerte demanda que se ha desatado en los últimos 3 años y que viene en forma ascendente, como es el caso de Europa, Asia y del mismo Brasil.

Brasil, es el mayor productor y exportador de café en el mundo, según los últimos datos disponibles de Bloomberg, tendría una caída en la producción 2014-2015 de 6.06 por ciento, es decir a 51.2 millones de sacos, cuando un año atrás fue de 54.5, en tanto, las exportaciones serían reducidas en 1.76 por ciento, a 33.53 millones de sacos.

Vietnam e Indonesia, tendrán un comportamiento similar al brasileño, el primero producirá 29.35 millones de sacos, una baja de 1.62 por ciento y el segundo 8.8 millones, con declive de 7.37 por ciento.
Por el contrario, Colombia subirá su producción y exportaciones, pero el precio se vería empujado al alza por lo descrito líneas arriba.