Mercados

Bullard de la Fed prevé una política de tasas bajas en 2017

El actual rango de meta de la tasa de fondos federales de la Fed, de entre 0.5 por ciento y 0.75 por ciento, un nivel que el banco decidió mantener en su primera reunión de política monetaria desde que Donald Trump asumió la presidencia.
Agencias
09 febrero 2017 10:59 Última actualización 09 febrero 2017 11:21
bullard

(Bloomberg)

El jefe de la Reserva Federal de St. Louis, James Bullard, estimó que las tasas de interés en Estados Unidos probablemente permanecerán bajas en 2017, pues aún no está claro si las políticas del presidente Donald Trump darán paso a una aceleración de la inflación o del crecimiento.

En comentarios emitidos en la Universidad de Washington, Bullard dijo que el actual rango de meta de la tasa de fondos federales de la Fed, de entre 0.5 por ciento y 0.75 por ciento, es apropiado en general para una economía estancada en un bajo crecimiento económico y una inflación contenida.

La situación "se ha estado desarrollando por varios años y es poco probable que cambie rápidamente", dijo Bullard. "Una política monetaria de tasas (de interés) relativamente bajas seguirá siendo apropiada", añadió.

A pesar de menciones del Gobierno de Estados Unidos sobre grandes recortes de impuestos y gastos en infraestructura, medidas que podrían avivar la inflación en una economía que se considera que está cerca del pleno empleo, Bullard dijo que las expectativas inflacionarias permanecen bajas.


"No parece que la presión inflacionaria indebida esté aumentando hasta ahora", declaró.

La Fed elevó sus tasas de interés en diciembre, la segunda alza en dos años. El ritmo lento del ajuste debería acelerarse este año y las autoridades del banco central están ansiosas por apresurar el despegue de las tasas luego de los fuertes recortes que debieron aplicar durante la última crisis financiera.

La economía de Estados Unidos está cerca de cumplir con el mandato dual de la Fed de lograr una tasa de inflación cercana al 2 por ciento y el empleo pleno.

Pero la llegada de Trump a la Casa Blanca representa tanto factores positivos como riesgos. Bullard dijo que no estará claro el alcance de las políticas del republicano al menos hasta el próximo año.

"Si las políticas de la nueva administración representarán o no un 'cambio de régimen' dependerá de si tendrán o no un impacto sostenido en la productividad", sostuvo Bullard.

Con información de Reuters y Bloomberg.