Mercados

Bolsa de Moscú se desploma 3.8% al cierre

Los líderes occidentales quieren con esas medidas punitivas hacer presión sobre Moscú para que los rebeldes prorrusos del este de Ucrania pongan fin a tres meses de insurgencia, que se ha cobrado ya 600 víctimas mortales.
Guadalupe Hernández
17 julio 2014 8:47 Última actualización 17 julio 2014 13:19
Bandera de Rusia

Bandera de Rusia. (Bloomberg/Archivo)

El endurecimiento en las sanciones de la Unión Europea y Estados Unidos contra Rusia por su fracaso a la hora de frenar la violencia en Ucrania, provocaron una caída en la bolsa de Moscú, con fuertes retrocesos en sus principales indicadores, el Micex (en rublos) y el RTS (en dólares).

Al final de la jornada, el índice Micex recortó a 2.31 por ciento las pérdidas desde el 2.82 por ciento alcaznado a media sesión, para colocarse en las mil 440.63 unidades, mientras que el índice RTS cedió un 3.81 por por ciento, para terminar en las 299.03 unidades.

El índice RTS llegó a retrocder hasta un 4 por ciento al mediodía.

El miércoles Washington atacó los intereses del gigante ruso de hidrocarburos Rosneft -que tendrá sus activos congelados en territorio norteamericano- y el banco de Gazprom, Gazprombank.

Ambas acciones, con alta exposición a Rusia, mostraban un desempeño negativo en la bolsa.

Las acciones de Rosneft que se desplomó un 4.29 por ciento a 233.70 rublos, en tanto que los títulos del banco Gazprom bajó 1.75 por ciento a 140.00 rublos.

Menos severa fue la posición de la Unión Europea -con intereses económicos directos en Rusia-, que decidió ampliar las sanciones adoptando medidas punitivas contra entidades de ese país responsables de atentar contra la integridad territorial de Ucrania.

Por su parte, los líderes de la Unión Europea (UE) acordaron suspender la cooperación financiera con Rusia que otorgaban el Banco Europeo de Inversiones (BEI) y el Banco Europeo de Reconstrucción y Desarrollo (BERD).

El presidente ruso Vladimir Putin, de visita en Brasilia, declaró que esa decisión causará "graves daños en las relaciones ruso-estadounidenses".

Curiosamente, el presidente ucraniano, Petro Poroshenko , no comentó las sanciones estadounidenses contra Rusia anunciadas el miércoles por la noche y que son bastante más duras que las europeas, aunque si declaró que las medidas son "un paso importante en el apoyo a la soberanía, la integridad territorial y la independencia de Ucrania".