Mercados

Imparable, la caída del petróleo; WTI perfora
los 27 dólares

Por primera vez desde mayo de 2003, los futuros del petróleo WTI de Estados Unidos cerraron operaciones en niveles mínimos de cierre sobre los 26 dólares, mientras aumentan las preocupaciones sobre el exceso de la oferta global.
Redacción
20 enero 2016 8:0 Última actualización 20 enero 2016 14:50
   [El convenio más activo del crudo WTI con liquidación en marzo aumentó 1.69 dólares a 97.41 dólares por barril./Reuters] 

[El convenio más activo del crudo WTI con liquidación en marzo aumentó 1.69 dólares a 97.41 dólares por barril./Reuters]

Los futuros del petróleo en Estados Unidos cayeron por primera vez en más de 12 años, al cerrar por debajo de los 27 dólares luego de profundizarse las preocupaciones sobre el exceso de la oferta global.

Los futuros del petróleo WTI de Estados Unidos perdieron 1.91 dólares por barril, o 6.71 por ciento, para terminar la sesión en 26.55 dólares, un nivel que no observaba desde mayo de 2003.

En operaciones intradía, el contrato para entrega en febrero que concluye operaciones mañana, llegó a caer hasta un 8 por ciento, con una cotización de 26.45 dólares el barril. Los precios del crudo han caído más de un 25 por ciento en lo que va de este año.

Analistas, señalaron que el vencimiento del contrato de febrero este miércoles "probablemente" añadió más presión bajista sobre el petróleo estadounidense en momentos en que los operadores cerraban posiciones.


En el Intercontinental Exchange (ICE) de Londres, el barril de Brent del mar del Norte para entrega en marzo se situó en 27.88 dólares, una caída de 0.88 centavos, equivalente al 3.06 por ciento, muy cerca del menor nivel de 12 años de 27.67 dólares al que cayó el lunes.

El precio del petróleo europeo llegó a cotizarse en baja de 27.11 dólares en operaciones intradía. En el año, el crudo ha bajado 24.73 este año.

En la caída del mercado petrolero volvieron a pesar los temores a que continúe aumentando la diferencia entre la cantidad de crudo que se produce en el mundo y la que los mercados pueden absorber.

La reactivación de las exportaciones desde Irán tras el fin de las sanciones internacionales por su programa nuclear ha agravado también el exceso de oferta que sufre el mercado.

La desaceleración del crecimiento en China, segundo consumidor mundial de petróleo, condiciona además la evolución de la demanda.

Por otro lado, la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) continúa sin llegar a un acuerdo para limitar su techo común de producción, una medida que podría impulsar al alza los precios.

Algunos de sus miembros, como Venezuela y Nigeria, presionan para recortar la producción, mientras que Arabia Saudita y sus socios del Golfo prefieren continuar bombeando más de lo que el mercado necesita para que los bajos precios dañen a la naciente industria del esquisto en Estados Unidos.

Mañana la Agencia Internacional de Energía (AIE) dará a conocer las cifras semanales de inventarios de crudo donde se estima un aumento de 2.75 millones de barriles.