Mercados

Banco de Inglaterra mejora previsiones económicas para Reino Unido

La entidad presidida por Mark Carney confía en que la recuperación económica permita al país mantener el buen tono del mercado laboral y reducir en dos años la tasa de desempleo hasta el 5.9 por ciento.
Redacción
14 mayo 2014 8:30 Última actualización 14 mayo 2014 9:20
Banco de Inglaterra

Banco de Inglaterra

LONDRES. El banco central de Inglaterra (BoE) mejoró su previsiones de crecimiento e inflación para el Reino Unido en los próximos dos años, lo que despeja así el camino hacia el comienzo de la normalización de su política monetaria.

De acuerdo con el último informe sobre inflación del instituto emisor británico, la economía de Reino Unido crecerá el próximo año un 2.9 por ciento, según el Banco de Inglaterra (BoE), que ha revisado dos décimas al alza su pronóstico de febrero, mientras ha mantenido en el 3.4 por ciento su estimación de crecimiento del PIB para el 2014.

Los pronósticos del BoE, la expansión de la economía británica se moderará del al 2.9 por ciento en 2015, frente al 2.7 por ciento estimado anteriormente, y que en 2016 pasará a ser del 2.8 por ciento.

En cuanto a la tasa de inflación, los nuevos pronósticos del BoE apuntan a un incremento del 1.8 por ciento este año, una décima por debajo de lo previsto en febrero, que continuará en 2015 y subirá al 1.9 por ciento en 2016.

Por su parte, la entidad presidida por Mark Carney confía en que la recuperación económica permita a Reino Unido mantener el buen tono del mercado laboral y reducir en dos años la tasa de desempleo hasta el 5.9 por ciento.

"A medida que ha pasado el tiempo y la recuperación se ha consolidado, la economía se aproxima al punto en el que los tipos deberán subir gradualmente", declaró Carney.

"El momento exacto inevitablemente estará sujeto a considerable especulación e intereses. La respuesta definitiva dependerá de la evolución de la economía", añadió el banquero.

"Consolidar la recuperación es como superar la fase de clasificación para el Mundial. Es un logro, pero no es el objetivo final. El verdadero torneo acaba de comenzar y el trofeo es una expansión fuerte, sostenida y equilibrada", concluyó el banquero central.

Con información de Reuters