Mercados

Aumenta demanda del dólar en subasta; Banxico vende 200 mdd

En lo que va de septiembre, se han demandado en promedio 547 millones en cada subasta, más de lo observado en agosto y muy por arriba de los 200 millones que ofrece Banxico desde el 31 de julio.
Esteban Rojas
03 septiembre 2015 10:8 Última actualización 03 septiembre 2015 11:17
Agustín Carstens, gobernador del Banco de México (Banxico) [Cuartoscuro/Archivo]

Agustín Carstens, gobernador del Banco de México (Banxico) [Cuartoscuro/Archivo]

CIUDAD DE MÉXICO.- El jueves, la mejoría en la aversión al riesgo no logró evitar que se volviera a incrementar la demanda del dólar en la subasta sin precio mínimo.

El Banco de México vendió 200 millones de dólares en el mercado. El tipo de cambio promedio ponderado fue de 16.7568 pesos y los postores asignados ascendieron a 10.

En la subasta se registró una demanda por 535 millones de dólares, superior a los 514 del miércoles. En lo que va de septiembre se han demandado en promedio 547 millones en cada subasta, por arriba de lo observado en agosto.


En los próximos días se pueden registrar fuertes altibajos en la demanda del dólar, por lo menos hasta conocer la decisión de la Reserva Federal en su reunión del próximo 17 de septiembre.

Una hora antes, el instituto central declaró desierta la subasta por 200 millones de dólares con un precio mínimo de 1.0 por ciento.

Desde el pasado 31 de julio a la fecha, se han vendido 5 mil millones de dólares, mediante el mecanismo de subasta de 200 millones sin precio mínimo.

Los participantes del mercado se encuentran a la espera de la publicación de las cifras generales de empleo en los Estados Unidos.

La generación de empleo no agrícola se estima que se ubique en 219 mil para el pasado agosto, por arriba de las 215 mil de julio. En tanto que se espera que la tasa de desempleo baje a 5.2 desde el 5.3 anterior.

La inyección de dólares al mercado por parte de la autoridad cambiaria no tiene por objetivo defender a un determinado precio del dólar, debido a que se mantiene vigente el esquema de libre flotación. La intención es de mantener cierto orden en las operaciones de compra venta del billete verde.