Mercados

Sell in may
¿Regla de dedo?

En 2002, Bouman y Jacobsen llegaron a la conclusión que a partir de mayo, en el verano, los inversionistas comenzaban a recibir retornos negativos.
Rincón Del Experto
¿En que podríamos usar el dinero que los candidatos gastan en una hora de campaña?

Con el dinero que los candidatos a gobernador gastan en una hora de campaña, alcanzaría para comprar una vivienda de interés social.

En 2002 Bouman y Jacobsen llegaron a la conclusión que a partir de mayo, en el verano, los inversionistas comenzaban a recibir retornos negativos. Por lo que lo mejor era vender sus posiciones y retomarlas hasta pasada la temporada.

Debido a esta teoría, enfocada principalmente en mercados de EUA y Europa, GBMhomebroker, realizó un estudio relacionado al comportamiento del mercado mexicano desde el año 2000, tomando en cuenta la volatilidad del mercado, así como los rendimientos obtenidos durante dichos periodos.

En los últimos 15 años, los meses de octubre y noviembre han sido los que menos retornos negativos mensuales han presentado. En cambio junio empata con marzo como el cuarto mes con menos observaciones negativas.

El estudio agrupó períodos de tres meses y el período con mayores observaciones negativas no fue el verano—mayo a julio—sino el que agrupa los meses de febrero a abril. En este sentido, si buscáramos periodos con menor desempeño mensual, sería mejor ausentarse del mercado entre febrero y abril.

El período con más rendimientos negativos—el 43.8 por ciento de las observaciones—es en el que se concentran dos temporadas de reportes trimestrales, mientras que el período de noviembre a enero—con 32.6 por ciento de observaciones negativas—es el único donde no hay épocas de reportes en este estudio.

La volatilidad es uno de los aspectos que visto desde el corto plazo, puede generar oportunidades interesantes de entrada en diversos activos. Analizando los rendimientos diarios en el IPC de los últimos 15 años vemos que el mes con mayor volatilidad en rendimientos diarios es octubre, mientras que el mes que muestra menor variación en los rendimientos diarios fue diciembre.

En cuanto a los meses objeto de estudio, junio logró ubicarse en quinto lugar de volatilidad.

Si el principal factor para permanecer fuera del mercado durante el verano es la posibilidad de tener minusvalías, el estudio reveló que ese no es el peor período o el que acumule una mayor cantidad de correcciones.