Mercados

¿Qué esperan los mercados para la semana del 1 al 5 de junio?

Esta semana los mercados estarán atentos a la abundante información sobre indicadores económicos, destacando el reporte del empleo en EU, la crisis griega, y en México el anuncio del Banxico de política monetaria y las elecciones locales y federales.
Felipe Sánchez
Felipe _Sánchez
30 mayo 2015 18:0
Bolsa Mexicana de Valores (BMV) (Bloomberg/Archivo)

Bolsa Mexicana de Valores (BMV) (Bloomberg/Archivo)

Este lunes arranca el mes de junio en los mercados financieros, y los inversionistas estarán atentos, sobretodo, al abundante volumen de indicadores económicos que se divulgarán en Estados Unidos, además de que se conocerán varios muy importantes. Desde luego, la crisis griega seguirá marcando la pauta, en especial en Europa.

En el caso de las bolsas, en Nueva York, los principales índices se mantienen muy cerca de sus máximos históricos, pero al mismo tiempo el dólar se cotiza en puntos elevados, y las tasas de interés mantienen su inclinación ascendente.

Sin embargo, su comportamiento ha sido abrupto, lo que denota cuando menos un cierto grado de incertidumbre y de nerviosismo entre los participantes de los mercados. En este contexto se aplica la postura de la Fed de que empezará a mover sus tasas de interés de referencia de acuerdo con las evidencias del comportamiento de la economía, y no en función de las fechas de las próximas reuniones de la Fed. Así pues, esta es la agenda para esta semana:

Hoy lunes, a las 7:30 de la mañana de México, las cifras del ingreso y del gasto personal de abril, se prevén tasas positivas de 0.3 y 0.2 por ciento, en ese mismo orden. Además, publicarán el índice PCE de inflación, las previsiones son de 0.2 por ciento en su versión core.

A las 9:00 de la mañana, el indicador ISM de manufacturas de mayo, los cálculos son de un incremento modesto de 51.5 a 51.9 puntos. A la misma hora, la estadística del gasto en construcción de abril, las estimaciones son de un aumento de 0.8 por ciento, mejor al dato anterior de menos 0.6 por ciento.

El martes, los pedidos a fábricas de abril, y las ventas de autos. Para el miércoles, el indicador ADP de empleo en el sector privado en mayo, la balanza comercial de abril, el significativo índice ISM del sector servicios, y para culminar el día, el reporte económico Beige Book.

Para el jueves, las nueves solicitudes de seguro por desempleo, la revisión de los indicadores del primer trimestre de la productividad y de los costos laborales unitarios. Para el viernes, los datos más importantes, la tasa de desempleo y los nuevos puestos de trabajo generados en mayo. Para cerrar el día, el crédito al consumo otorgado en abril.

Los representantes de la Fed también tendrán su agenda, a las 8:00 de la mañana de este lunes hablará Eric Rosengren de la Fed de Boston, hablará en Hartford, Connecticut.

Para el miércoles están programados Charles Evans, y James Bullard. El jueves, Daniel Tarullo, y el viernes, William Dudley.

En latitudes extra americanas, para la mañana de este lunes se conocerán ya los dos indicadores de la actividad de manufacturas en China, asimismo, el índice PMI de manufacturas en Japón, Francia, Alemania, en la Eurozona y en Inglaterra.

Para el martes, en Alemania, la tasa de desempleo, y los índices de inflación en la Zona Euro.

A media semana, los indicadores PMI Composite en Japón, China, Francia, Alemania, y la Eurozona. Además, en la Zona Euro, las ventas minoristas, la tasa de desempleo y la política monetaria del BCE. El jueves, el anuncio del BOE en Inglaterra, y el viernes los pedidos de bienes manufacturados en Alemania, y el PIB preliminar del primer trimestre en la Zona Euro.

En México, este lunes, el Banxico divulgará el reporte de las remesas de abril. Además, el IMEF publicará sus informes de actividad de servicios y manufacturas para mayo. A media semana, la inversión fija bruta, el jueves la política monetaria del Banxico.

Para el domingo, por supuesto, las elecciones de mitad de sexenio pondrán un tono de nerviosismo en la política nacional, en primera instancia no habría repercusiones en los mercados.