Mercados

Mercado chino le quita ímpetu a VW

Uno de los mayores mercados del mundo por volumen es China, y un gran número de firmas han apoyado su crecimiento en dicho mercado, sin embargo, los problemas de crecimiento y ahora bursátiles del país asiático pegan a las empresas.
Guadalupe Hernández
[Bloomberg] VW apunta casi a duplicar su capacidad de producción en China a más de 4 millones de vehículos. 

[Bloomberg] VW apunta casi a duplicar su capacidad de producción en China a más de 4 millones de vehículos.

Una creciente preocupación entre los fabricantes de automóviles sobre la desaceleración de China y una caída en las ventas en América Latina, están planteando un desplome en las acciones de la firma alemana Volkswagen (VW) por cuarto mes consecutivo y una reducción en su ganancia anual inferior al 1 por ciento.

El difícil entorno del mercado chino, que el lunes se desplomó a mínimos de 12 años sobre el 8.5 por ciento, está derivando en un proceso de declive en sus acciones de la automotriz que se inició en abril, cuando las ventas del grupo cayeron por primera vez en al menos cuatro años y medio, lo que ha elevado la presión para solucionar problemas que quedaron al descubierto con la salida del presidente Ferdinand Piech.

Las ventas de las 12 marcas del grupo, que incluyen las divisiones de lujo Audi y Porsche, bajaron 1.3 por ciento interanual, a 853.2 mil vehículos en abril.

Por si fuera poco, VW pronosticó que las ventas de automóviles serán estables frente a los niveles vistos un año atrás, atenuando su proyección previa de un aumento “moderado” desde el récord del 2014 de 10.1 millones de autos, en medio de una desaceleración de la demanda en China, donde la mayor división del grupo entrega más de un 40 por ciento de sus vehículos, superando las ganancias en Europa.

La revisión a la baja en el pronóstico de ventas coincide con la ambiciosa meta de VW de convertirse en el mayor fabricante mundial de automóviles por volumen de ventas luego de eclipsar a Toyota.

Pero alcanzar la meta tres años antes de lo previsto se produce en momentos en que el grupo de 12 marcas está en busca de un nuevo CEO y ha postergado decisiones sobre una nueva estructura para la compañía hasta el otoño.

En este contexto, las acciones de Volkswagen ligan ya cuatro meses de pérdidas consecutivas iniciadas en abril cuando cayó 5.39 por ciento, rompiendo una racha de tres meses de ganancias.