Mercados

Ganancias bursátiles globales; la BMV, plana

Wall Street. Los principales indicadores ligaron cinco semestres de ganancias; el mercado nacional no reaccionó al contexto mundial y dejo pasar el tren con rumbo a Nueva York. 
Antonio Sandoval
Antonio Sandoval
01 julio 2014 5:0
NYSE

En el piso del New York Stock Exchange en New York. (Reuters)

CIUDAD DE MÉXICO.- El primer semestre del año arroja un balance positivo para las bolsas de valores del mundo; de hecho, en muchos de los casos las ganancias son importantes y constantes, como en las bolsas de valores de Nueva York, que ligaron cinco semestres de avances consecutivos, su mayor racha en 10 años.

Sin embargo, el Índice de Precios y Cotizaciones (IPC) de la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) tuvo un semestre literalmente para el olvido, ya que su variación positiva es mínima, con mal desempeño de sus emisoras estrella, junto a una sequía de colocaciones de instrumentos del mercado de capitales que se extendió casi todo el periodo .

Las cifras definitivas señalan que en Nueva York las ganancias fueron encabezadas por el Standard&Poor’s 500, al avanzar 6.05 por ciento en el semestre; el índice Dow Jones subió por su parte 1.51 por ciento y el mercado de acciones tecnológicas Nasdaq registró un incremento de 5.54 por ciento.

Las bolsas neoyorquinas reportan cinco periodos semestrales de ganancias al hilo, una importante racha que llevó a los indicadores S&P500 y Dow Jones a marcar varios máximos históricos a lo largo del semestre.

En Europa destaca el impulso de la bolsa de valores de Milán, con una ganancia de 11.79 por ciento en dólares, seguida del avance de la bolsa española con 9.75 por ciento; la bolsa de Londres subió 3.24 por ciento y los valores accionarios franceses tuvieron una ganancia semestral de 2.57 por ciento.

Asia no tuvo un buen desempeño, pues las bolsas de la región reportan malos números en el primer semestre del año; el índice Nikkei de Japón retrocedió 3.28 por ciento.

México, con claroscuros
El IPC de la BMV ganó durante el semestre 0.60 por ciento en dólares.
El avance del IPC fue errático, si se consideran las ganancias de la bolsa brasileña por 10.17 por ciento también en términos de dólares, y el avance de 10.72 por ciento de la bolsa canadiense.

El mercado mexicano estuvo afectado por varios temas exógenos y locales, algunos de ellos fueron el vacilante crecimiento económico nacional y global, las leyes del sector telecomunicaciones, la medición del impacto de la reforma fiscal en las empresas, e incluso un desplome del volumen operado.

No obstante, el peso tuvo un buen semestre, pues ganó 0.82 por ciento contra el dólar, reaccionando favorablemente a la caída global de las tasas de interés.