Mercados

Efecto dominó sacude
a las bolsas del mundo

Ahora China y Grecia fueron los factores; el desempeño bursátil confirma las divergencias de las economías.
La semana previa, la bolsa de Shanghai se revalorizó 9.5 por ciento.
Guadalupe Hernández
Guadalupe Hernández/ E. Matiano
10 diciembre 2014 5:0
Acciones de Facebook en pizarra

Acciones de Facebook en pizarra. (Reuters/Archivo)

CIUDAD DE MÉXICO.- Nuevos límites financieros en China, la crisis política en Grecia y señales de mayor desaceleración económica global, renovaron el martes la aversión por el riesgo.

Así, la volatilidad borró más de 100 mil millones de dólares en valor de mercado en las bolsas del mundo.

El índice general de Atenas encabezó las pérdidas con una caída de 12.78 por ciento, ante la situación política generada por el anuncio del gobierno, de adelantar para este mes la elección del nuevo presidente.

El ajuste en Grecia impactó en todas las plazas europeas, que cerraron operaciones en mínimo de dos semanas.

El desplome en la bolsa de Grecia fue consecuencia del anuncio del primer ministro griego, Antonis Samarás, de fortalecer a su candidato a presidir la República, Stavros Dimas, ex comisionado de Medio Ambiente.

Lo anterior, debido a que el candidato es un férreo opositor al actual rescate de Atenas.

La inepsareda decisión de adelantar la elección presidencial, que podría llevarse a cabo tan pronto como el 17 de diciembre, derivó en una crisis política en el país helénico.

El ajuste de la bolsa griega fue el más profundo en 27 años, ya que desde 1987 no se registraba un descalabro de tal magnitud.

En la ola de pérdidas registradas ayer también destacó la caída de la bolsa de Shanghai, su índice principal cayó 5.43 por ciento, el mayor desplome registrado desde agosto de 2009.

La caída se registró después de que el gobierno decidió limitar el uso de los bonos corporativos de menor calificación para los préstamos a corto plazo entre inversores, a fin de frenar el riesgo de deuda.

Las restricciones chocan con la intención de los bancos de aumentar el crédito.

Todo en el contexto de una serie de advertencias de analistas y funcionarios, quienes señalan que una gran parte del crédito del país se destina, y por lo tanto se concentra, en empresas públicas.

Argentina y Europa

Por su parte el índice Merval de la bolsa de Buenos Aires se hundió 7.22 por ciento, arrastrado por el derrumbe de los papeles de la petrolera estatal YPF, que cayeron 10.58 por ciento.

La crisis en Argentina se ha vuelto crónica y los mercados lo reflejan, tal como sucedió en ésta ocasión.

En Europa las bolsas de valores no se quedaron atrás.

París perdió 2.55 por ciento, Londres 2.14, Frankfurt 2.21, Madrid, 3.18 y Milán 2.81 por ciento.

Además, las bolsas del Golfo, ya de por si afectadas por el desplome de los precios del petróleo, se unieron a las caídas. Dubai cedió 3.5 por ciento, Abu Dabi 2.0, la bolsa saudí 1.83 y la de Qatar 2.3 por ciento.

El contexto negativo en los mercados, con descensos pronunciados en importantes plazas, generaron una caída global de los niveles de capitalización equivalente a 100 mil millones de dólares, según cálculos de Bloomberg, un auténtico “martes negro”.

La Bolsa Mexicana de Valores también perdió, aunque menos que otras plazas; el principal indicador mexicano bajó 1.40 por ciento y se colocó en 42 mil 339.63 puntos.

Los ajustes en acciones relevantes y el contexto global, fueron los factores que mantuvieron el tono negativo en el mercado nacional.

Wall Street a contracorriente

A pesar de los ajustes, las bolsas de Nueva York se desligaron del contexto negativo en el balance final de la sesión.

El Dow Jones perdió 0.29 por ciento, el S&P500 bajó 0.02 por ciento y el Nasdaq avanzó 0.54 por ciento.

Claramente las bolsas estadounidenses se diferenciaron de lo que sucedió en otras latitudes, debido sobre todo a la expectativa de que las cifras de la economía del país seguirán fortaleciéndose.

Por su parte el Nasdaq se encamina al máximo histórico vigente hace casi 15 años, en 5 mil 48 unidades.

En el mercado petrolero, luego de 9 sesiones de retrocesos la mezcla mexicana subió; al cierre cotizó en 57.14 dólares, 44 centavos más que el nivel previo.