Mercados

Bolsas con saldo positivo en el semestre, pese a la volatilidad

Europa encabeza la trayectoria con beneficios de doble dígito en las plazas más importantes; la bolsa China sube más de 40%. En general los mercados están positivos pese a la actual turbulencia griega.
Antonio Sandoval
Índice Shanghai Composite

Índice Shanghai Composite. (Bloomberg)

En el año la volatilidad financiera global es distintiva. Factores como Grecia, la desaceleración económica del primer trimestre en Estados Unidos junto con el menor dinamismo en China, el impacto de la caída en los precios de los commodities y la incertidumbre por la Fed, son algunos de los elementos que inciden.

Sin embargo, el desempeño bursátil acumulado en el mundo no refleja la volatilidad e incertidumbre que se ha registrado a lo largo de estos primeros seis meses de 2015 que finalizarán en unos días.

De hecho, las bolsas de valores reportan uno de sus mejores años en el siglo, con ganancias considerables en todos los continentes.

En términos nominales, las bolsas europeas se distinguen por obtener beneficios de doble dígito.

La bolsa italiana gana 23.96 por ciento durante el año, la de Francia 18.37 por ciento, la bolsa de Alemania 17.71 por ciento.

Asimismo, en Inglaterra el beneficio es de 4.09 y en España de prácticamente 10.92 por ciento, por mencionar los mercados con mayor valor de capitalización en esa región.

En Asia la trayectoria es similar, el índice Nikkei gana nominalmente 19.25 por ciento, la bolsa de China sube 41.48 por ciento y la de Hong Kong avanza 15.80 por ciento; los títulos de Corea del Sur, otro mercado de relevancia, suben 3.53 por ciento.

Los mercados en esas regiones viven un momento de bonanza, sin que hasta el momento existan señales de sobrecalentamiento, al menos según quienes los siguen de cerca.

La trayectoria de las bolsas está plenamente ligada a las expectativas que tienen los inversionistas, y llama la atención el caso Grecia.
Ésta bolsa, no puede hacer otra cosa en el año más que reflejar la enorme incertidumbre sobre su economía, acumula un descalabro nominal de 3.78 por ciento, muy barato para el tamaño del problema de deuda que tiene.

Más barato le ha salido a Europa, ya que la influencia del mercado griego no es determinante, por el contrario, se absorbió con éxito.

Wall Street encabeza el optimismo
Las bolsas de valores de Nueva York son las que encabezan el optimismo bursátil global, a pesar de que su tendencia es positiva pero más moderada respecto a lo que se observa en Europa.

El Dow Jones tiene una ganancia de 1.83 por ciento en el año, en S&P500 sube 3.17 por ciento y el Nasdaq sube 7.83 por ciento.
La característica de éste mercado radica en que todo el primer semestre del año se mantuvo con sus indicadores prácticamente sobre niveles máximos históricos.

Latinoamérica es otra historia, cada país vive su propio escenario.
En el caso de la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) el principal indicador sube en el año 5.35 por ciento nominal; en contraste, la bolsa de de Argentina se dispara 34.37 por ciento; mientras que el Bovespa es la excepción a la regla con una caída de 7.73 por ciento en dólares, aunque gana 7.53 por ciento en moneda local.

¿Porqué suben las bolsas?
En términos generales los analistas consideran que el avance bursátil del año obedece a mejores expectativas en la economía globa.
Las expectativas de alza de tasas de interés por parte de la Fed no minaron los avances de los mercados, algo que para muchos es inexplicable.

Para algunos expertos la clave está en el escenario final de la economía de Estados Unidos: si la Fed sube tasas de interés, es porque el PIB mejora.