Empresas

Volkswagen ofrece tarjetas de regalo tras escándalo

La firma automotriz ofrece a los propietarios de vehículos a diésel 500 dólares en una tarjeta Visa de prepago, 500 dólares más en crédito de la concesionaria y tres años de asistencia gratis en carretera.
AP
09 noviembre 2015 10:46 Última actualización 09 noviembre 2015 13:35
Volkswagen

Volkswagen. (Bloomberg)

Volkswagen está ofreciendo mil dólares en tarjetas de regalo y cupones a los propietarios de los autos con motor diésel involucrados en el escándalo de falseo de emisiones, como un gesto de buena voluntad.

La firma automotriz ofrece a los propietarios de vehículos a diésel 500 dólares en una tarjeta Visa de prepago, 500 dólares más en crédito de la concesionaria y tres años de asistencia gratis en carretera.

La oferta anunciada el lunes es para los dueños de 482 mil vehículos en Estados Unidos, muchos de los cuales están enojados con la empresa porque pagaron una cantidad extra para que sus carros fueran sensibles con el medio ambiente sin perder aceleración.

VW está trabajando en una solución para los coches, los cuales fueron equipados con un software que activa los controles de contaminación durante las pruebas de los reguladores y que se apaga cuando el vehículo está en uso. La Agencia de Protección Ambiental estadounidense dice que los carros, con motores diésel de dos litros y cuatro cilindros, emiten de 10 a 40 veces la cantidad permisible del nocivo nitrógeno de óxido mientras son conducidos.

La oferta también incluye asistencia en el camino gratuita por tres años para los vehículos diésel.

"Estamos trabajando incansablemente en desarrollar un remedio aprobado para los vehículos afectados", dijo Michael Horn, director general de VW en Estados Unidos en un comunicado. "Mientras tanto estamos ofreciendo este paquete de buena voluntad como un primer paso para recuperar la confianza de nuestros clientes".

Volkswagen afirmó que su línea de lujo Audi lanzará el viernes el mismo programa.

En tanto, el ministro alemán de Transporte afirmó el lunes que de los 2.4 millones de vehículos que están siendo retirados para reparaciones en Alemania, los reguladores "actualmente calculan que aproximadamente 540 mil necesitarán cambio de partes", así como la modificación del software. Se dijo que VW informará a los propietarios sobre los detalles.

A partir del año entrante, la empresa comenzará a reparar en sus talleres a 8.5 millones de vehículos modelos 2009 a 2015 que incluyen el software en Europa. Se cree que unos 11 millones de automóviles en todo el mundo tienen el mismo programa informático.

También el lunes, Fitch, la agencia de calificación crediticia, redujo en dos puntos la deuda de Volkswagen para reflejar el potencial costo financiero del escándalo así como los problemas de gestión que llevaron a la crisis en primer lugar.

La reducción sigue a una medida similar de Moody la semana pasada. Fitch citó la "posibilidad de nuevos problemas aún por ser descubiertos" en la investigación interna de la empresa, así como el "relativamente débil gobierno corporativo".