Empresas
franquicias

Un negocio 'para escucharte mejor'

Comaudi y Oir Bien aprovechan la demanda de aparatos auditivos en México, con lo que la primera cuenta ya con 20 distribuidores de sus dispositivos en el país para sus dos puntos de venta y la segunda con 13 gabinetes. 
David Muñoz
18 diciembre 2014 22:23 Última actualización 19 diciembre 2014 4:55
Comaudi

Comaudi

En México, 16.5 por ciento de la población registra una discapacidad auditiva y una de cada tres personas mayores de 65 años tienen pérdida de la audición, sin embargo, sólo 2.5 por ciento de quienes lo necesitan cuentan con un aparato para escuchar, de acuerdo con datos del INEGI y empresas del sector.

Daniel Salomón y Regina Salomón fundaron en la Ciudad de México en septiembre de 1986 Comaudi, una empresa mexicana importadora y distribuidora de auxiliares auditivos.

Años después, al consolidarse en la comercialización de productos auditivos, ampliaron su oferta de artículos e incluyeron equipo de medición auditiva, taponeras y equipos de protección industrial tanto visual, como respiratoria.

Jonathan Salomón, director general de Comaudi, comentó que la demanda y las solicitudes de clientes dieron pie a que la empresa se especializara en audición y ruido.

La calidad de los productos llevó a que la marca se fuera ganando el reconocimiento de la gente, al punto que ahora ofrecen soluciones integrales a los problemas auditivos, desde la prevención, detección y superación de la pérdida auditiva.

Actualmente, tan sólo en productos para el oído surten a cerca de 20 distribuidores en el país, aunque ellos lo comercializan bajo su marca, indicó el director.

“Algo que nos gusta del negocio es que somos apasionados por lo que hacemos, hacer un negocio sólo te da la mitad de la satisfacción, pero cuando le agregas ayudar a la gente a vivir mejor, da una mayor satisfacción. Le cambias la vida a una persona al hacerla escuchar nuevamente”, comentó Salomón.

Comaudi cuenta con dos puntos de venta; la matriz ubicada en el Distrito Federal y una sucursal de control de ruido en San Diego, California, en Estados Unidos.

Los productos más solicitados son los aparatos auditivos y de control de ruido. Al mes, venden alrededor de 130 aparatos de audición, que van desde 5 mil 500 pesos hasta 25 mil pesos.

“La tecnología avanza tan rápido, que cada cuatro o seis meses hay cambios en los aparatos. Por ejemplo, esta semana acaba de salir un aparato auditivo que se conecta al iPhone por bluetooth para poder ajustar desde el teléfono el volumen y la calidad de audición”, dijo Salomón.

Al cierre de 2014, el directivo estima un crecimiento de ventas con respecto al año anterior de 28 por ciento.

En 2013, el éxito de la mexicana llevó a que la familia Salomón decidiera incursionar en el segmento de franquicias, proceso que se consolidó este 2014. En 2015, planean sumar dos puntos de venta en el Distrito Federal.

Comaudi tiene dos tipos de franquicias, el primero es de tipo ‘full scale’, que consiste en una tienda independiente, que como requisito debe de tener mínimo entre 35 y 50 metros cuadrados de área. El costo de franquicia es de 230 mil pesos más IVA, las regalías son de 2 por ciento y el fondo de publicidad local es de 2 por ciento. El monto total de inversión es de aproximadamente 823 mil 761 pesos y el tiempo estimado del retorno de inversión es de 28 meses.

El segundo, es tipo ‘corner’, el cual es un módulo que cuenta con productos y servicios de Comaudi, que comparte recepción y sala de espera con otro negocio, como una óptica, consultorios o farmacias. Este tipo de negocio debe tener un área mínima de 15 a 20 metros cuadrados.

El costo de la franquicia es de 230 mil pesos, las regalías son de 2 por ciento y el fondo de publicad local es de 2 por ciento. El monto total de inversión ronda 655 mil 410 pesos y el tiempo estimado de retorno de inversión es de 29 meses.

HAY ALTERNATIVAS 

Oir Bien es otra empresa de aparatos auditivos en el segmento de franquicias que busca ser ‘escuchado’ en más regiones de México.
El concepto surgió en mayo de 2008 como un gabinete audiológico en el que se ofrecían estudios audiológicos y adaptación de auxiliares auditivos. Sin embargo, la formalización de las relaciones con médicos y con instituciones de salud privadas y de gobierno, dio pie a la expansión del negocio.

Oir Bien está conformada por profesionales en la salud dedicados a la atención integral de pacientes con pérdidas auditivas, llevándolas desde la detección, el diagnóstico y el tratamiento de la pérdida auditiva”, dijo Adrián Clemente, director administrativo de Oir Bien.

Al 2014, la empresa cuenta con 13 gabinetes en el centro y norte del país y en 2015 pretende abrir dos sucursales más, una en la zona centro del DF y otra en Nuevo León.

El costo de la franquicia es de 300 mil pesos, las regalías mensuales son del 4 por ciento y el fondo de publicidad, de 2 por ciento. El área mínima requerida de los locales es de 50 a 100 metros cuadrados. La inversión total en este negocio ronda los 631 mil pesos, detalló.