Empresas

Telefonistas reclaman pago a Telmex

El remanente de productividad que los trabajadores del Sindicato exigen oscila entre 6 mil y 7 mil pesos por empleado, la compañía sólo quiere pagar 400 pesos, argumentando que  ha sido afectada por la declaración de preponderancia de Grupo Carso, además del marco regulatorio de la reforma de telecomunicaciones.
Pago de productividad

Hasta ahora se han emitido dos circulares en las que se informa a los trabajadores el estado de la negociación y se les pide portar gafetes criticando el tema. (Especial)

Trabajadores del Sindicato de Telefonistas de la República Mexicana (STRM) reclaman a Teléfonos de México el pago del remanente de productividad de 2013, que oscila entre 6 mil y 7 mil pesos por cada empleado.

De acuerdo con una circular del sindicato, dicho pago depende del cumplimiento de las metas en indicadores internos y de competitividad de cada división de la empresa.

Sin embargo, los trabajadores aseguran que la compañía les ha negado la totalidad de este pago argumentando que ha sido afectada por la declaración de Grupo Carso como agente económico preponderante, así como por el marco regulatorio de la reforma de telecomunicaciones.

“El sindicato ha reiterado a lo largo de las pláticas relativas al incentivo anual su disposición para obtener un acuerdo en condiciones similares a las de otros años, lo que implicaría un pago que oscila entre 6 mil y 7 mil pesos por compañero, lo que dista mucho del único ofrecimiento económico que hasta el momento ha presentado la empresa y que representa alrededor de 400 pesos por compañero”, señala una de las circulares del STRM.

Hasta ahora se han emitido dos circulares en las que se informa a los trabajadores el estado de la negociación y se les pide portar gafetes criticando el tema. El primer documento se publicó el 2 de junio y la segunda del 17 de junio.

“Exigimos el pago de remanente de productividad y rechazamos la actitud arbitraria de la empresa”, “Trabajamos bajo protesta, exigimos nuestro remanente”, “El cumplimiento de las metas es responsabilidad de la empresa, exigimos nuestro remanente”, son algunas de las leyendas que el sindicato ordenó a sus integrantes portar.

Además de esta medida, también se pidió la pega de cartulinas y mantas en autos e instalaciones de Telmex.

“Los trabajadores somos sus mejores aliados para revertir los efectos negativos de la declaración de preponderancia y los que se deriven de la regulación secundaría en materia de telecomunicaciones”, dice la segunda circular del STRM.