Empresas

Otros temas de telecom que faltaron para la renegociación del TLCAN: experto

Para el inicio de la renegociación del tratado, Jorge Bravo, analista de Mediatelecom, Policy & Law, dijo que no pusieron sobre la mesa temas como la conectividad universal y la homologación del espectro.
Itzel Castañares
15 agosto 2017 10:0 Última actualización 15 agosto 2017 12:29
Antenas de telecomunicaciones. (Shutterstock)

Antenas de telecomunicaciones. (Shutterstock)

La conectividad universal, la homologación del espectro y la convergencia entre México, Estados Unidos y Canadá, son otros de los temas en materia de telecomunicaciones que impactan a los involucrados en el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) pero que no fueron puestos sobre la mesa de renegociación que empieza este miércoles.

“A pesar de contar con una reforma en telecomunicaciones, México es un país que no tiene una política de conectividad universal”, consideró Jorge Bravo, analista de Mediatelecom, Policy & Law.

En México sólo hay acceso a servicios de telecomunicaciones en todos los rincones del país. Esto difiere con Estados Unidos, que promueve una política de conectividad con la población de menos recursos en la que los operadores, de la mano del gobierno, invierten y llevan los servicios a las zonas más remotas.

Bravo dijo que México deberá tener un programa de conectividad universal, un plan que, aseguró, no ha cumplido la Estrategia Digital Nacional, la cual integra programas de conectividad por parte del gobierno en zonas remotas pero no fomenta la inversión de operadores y concesionarios.

Para el experto, la apuesta de conectividad es el proyecto de la Red Compartida, dado que la competencia ha dejado ‘huérfanas’ zonas densamente pobladas, además de que el preponderante (América Móvil) no tiene ningún interés en invertir en estas zonas ya que aumentaría su poder.

“El punto es que exista una especie de homologación regulatoria, pues el país vecino sí tienes planes de acceso universal, es decir, de conectividad en todo el país, mientras en México no hay un programa de esa índole y ese podría ser un tema pues, si Estados Unidos tiene un programa así para conectar sus zonas rurales, ¿por qué México no?”, indicó.

Aunque Bravo precisó que no es propiamente un tema de la renegociación, en la coyuntura estos países deben buscar equiparar las prácticas regulatorias, el libre comercio y el flujo transfronterizo.

Asimismo, en un escenario posible el experto vislumbra que Estados Unidos podría solicitar que la canalización de la banda de 700 MHz sea similar en México, quien se rige bajo el esquema Asia Pacífico, a fin de evitar eventuales inconsistencias e interferencias en la operación al estar bajo diferentes estándares.

En México, la banda de 700 se liberó tras el apagón analógico en 2015 para ser utilizada para servicios móviles de voz y datos.

Otra de las apuestas es la convergencia, un escenario en donde todos los jugadores del sector de telecomunicaciones puedan ofrecer todos los servicios de telefonía fija, telefonía móvil, internet y televisión restringida, algo que en el mercado mexicano aún no es posible para América Móvil por ser preponderante, aunque sí es uno de sus objetivos.

Entre los objetivos planteados por Estados Unidos está promover la oferta competitiva de servicios facilitando la entrada al mercado a través de una regulación transparente y un regulador independiente, así como garantizar compromisos para proporcionar a los proveedores de telecomunicaciones un acceso razonable a la red mediante la interconexión y con los recursos y medios necesarios.