Empresas

3 'filtros' clave para el éxito de Snapchat en Wall Street

La empresa de análisis UBS señala tres puntos relevantes con los que la red social podría atraer a los inversores y lograr triunfar en el mercado de valores, al que llegó hace apenas un mes.
Redacción
11 abril 2017 14:17 Última actualización 11 abril 2017 15:1
Snapchat

Snapchat (Bloomberg)

Snapchat, que debutó el mes pasado en la Bolsa, tiene tres puntos clave para consolidarse en el mercado en los próximos meses, de acuerdo con UBS.

Desde marzo de este año, la red social empezó a negociar sus acciones en la Bolsa de Valores de Nueva York con el nombre de SNAP.

La Oferta Pública Inicial se hizo en 17 dólares por acción, y al cierre del primer día de cotización finalizaron en 24.48 dólares. Este martes operan en 20.67.

Hacia adelante, para que los títulos avancen, UBS plantea estros tres rubros:

1)Usuarios. Dentro de los próximos tres años, el crecimiento de usuarios activos por día podría llegar a los 250 millones, de los 150 millones que contaba hasta junio de 2016.

Sin embargo, UBS indica que dependerá de la habilidad de la aplicación para atraer más público, principalmente más allá de su público objetivo, es decir en los jóvenes de 25 a 34 años, así como a los mayores de 35. 

2)Monetización. La firma de análisis prevé un crecimiento del 100% cada año, en los próximos dos años, aunque esto irá de la mano del aumento de la base de usuarios, así como de las innovaciones del producto.

3)La rentabilidad. Si bien por ahora no es rentable, para el mediano o largo plazo, el modelo de costo único puede demostrar que incrementará las ganancias, en tanto aumente el crecimiento de usuarios y la monetización entre 2018 y 2021.

La recomendación de UBS para las acciones de Snapchat es neutral, y en los próximos doce meses establece un precio objetivo de 24 dólares cada uno.

"Nuestra revisión a la industria publicitaria y el trabajo de UBS Evidence Lab presentan una imagen equilibrada: una propuesta única de anunciante/consumidor que cuenta con profundas relaciones de compromiso y una amplia oportunidad de monetización multianual compensada por la ya profunda penetración de usuarios de teléfonos inteligentes en la población de 18-25 años.