Empresas

SLP ahuyenta a Big Bola por cierre sorpresivo de casinos

12 febrero 2014 4:14 Última actualización 21 junio 2013 10:2

  [Cortesía] 


 
 
Mary Liñán González

 
QUERÉTARO, Qro.-- Mientras en Querétaro y Guanajuato la empresa Big Bola ha encontrado un ambiente "estable" para sus casinos, en San Luis Potosí ha "detenido" la inversión que tenía planeada, ante el cierre de diferentes negocios con este giro que está realizando el gobierno de esa entidad.

Informó lo anterior en entrevista Isaac Dehesa, director general de los 18 casinos Big Bola en el país, quien dijo que tenían "planes de expansión" en San Luis Potosí, pero hace 3 semanas las autoridades potosinas cerraron 4 casinos de marcas "reconocidas" y que llevaban muchos años operando, según se dijo por razones de seguridad.
 
Resulta extraña, comentó, la actuación de la autoridad local en contra de estos negocios, por lo que "estamos en espera, vamos a ver cuáles fueron los razonamientos para cerrarlos".

Big Bola opera un casino en Querétaro, 2 en Guanajuato (en Celaya y León) y su plan era instalar un local en San Luis Potosí, que significaría una inversión de hasta 4 millones de dólares y la generación de 120 fuentes de trabajo.

Recordó que esta compañía es 100% mexicana y que por lo pronto su proyecto en tierra potosina lo tienen suspendido.

"Los estados que brinden mejores garantías para la inversión es donde los inversionistas se van a ir y es donde va a crecer mejor la economía, un buen ejemplo lo tenemos en Querétaro, yo creo que aquí la autoridad ha cerrado casinos, pero los que están bien los ha dejado operar".

Por ello, reiteró "sí estaba en nuestros planes un proyecto en San Luis Potosí, que ahorita con las acciones que tomó el gobierno estatal y municipal nos preocupa un poco".

Otro caso, mencionó, fue un negocio de Big Bola que abrió en Saltillo "con todas las de la ley, con todas las autorizaciones, permisos y después de manera unilateral el gobierno decidió que los casinos y un par de negocios de giros más en la ciudad eran los causantes del índice delictivo de la ciudad y la verdad que lo cerraron unilateralmente y los índices delictivos no han bajado".

En este tenor, dijo que "lo único que están haciendo es que en el caso del negocio del entretenimiento de los casinos, la gente de Saltillo se va diariamente a Monterrey, hay camiones que ponen los casinos para llevarlos a la capital regiomontana".

Indicó que se ha comentado que los casinos generan "prostitución" y "lavado de dinero", pero "yo creo que la autoridad tienen que identificar a los inversionistas de los casinos, vigilarlos y supervisarlos" y no sólo crearles mala imagen.

En ese sentido, dijo, "nos parece un error que la autoridad ligue de manera automática a los casinos con este tipo de actividades, la verdad es que la mayor parte de los casinos, y así lo tiene identificado la Secretaria de Gobernación, están legalmente establecidos y cumplen con toda la normatividad".

Finalmente, refirió que las autoridades estatales y municipales deciden cerrar los casinos para erradicar el problema que tienen con la seguridad, ligándolos con la misma, y sólo generan la creación de negocios de este giro, pero "clandestinos".
 
Información proporcionada por El Financiero Bajío.