Empresas

Sin fusión, Pfizer y AstraZeneca buscarían otras negociaciones

Ambas compañías enfrentarían un estancamiento del crecimiento en los próximos años. Pfizer necesita nuevos productos para reemplazar las medicinas que perdieron patente y los tratamientos para el cáncer de AstraZeneca tardarán años en llegar al mercado.
Bloomberg
22 abril 2014 10:26 Última actualización 22 abril 2014 10:26
[Las ventas de medicamentos oncológicos de Pfizer treparon 24 por ciento en el trimestre./Bloomberg] 

[Las ventas de medicamentos oncológicos de Pfizer treparon 24 por ciento en el trimestre./Bloomberg]

A Pfizer Inc. y AstraZeneca Plc les convienen las grandes operaciones, aun cuando no sean entre sí.

Si bien las conversaciones entre Pfizer, la mayor empresa farmacéutica del mundo, y AstraZeneca, valuada en 87 mil millones de dólares, quedaron en la nada, Citigroup espera que Pfizer se ponga nuevamente en contacto con la compañía, o AstraZeneca podría optar por fusionarse con otra firma como Amgen como táctica de defensa. El plan B de Pfizer podría ser adquirir Shire Plc de Dublín, dijo Albert Fried Co.

Ambas compañías se enfrentan a un estancamiento del crecimiento en los próximos años, ya que Pfizer necesita nuevos productos para reemplazar las drogas que perdieron la protección que les confería su patente y los prometedores tratamientos para el cáncer de AstraZeneca tardarán años en llegar al mercado.


Al mismo tiempo, rivales más pequeños están adquiriendo activos y reforzando su presencia, con lo que las tomas de control de farmacéuticas llegaron al nivel más alto en cinco años, encabezadas por la oferta de 21 mil millones de dólares de Actavis Plc por Forest Laboratories, de acuerdo con los datos que reunió Bloomberg.

“Todo el mundo pelea por estos activos”, declaró en entrevista telefónica Sachin Shah, estratega de situaciones especiales y arbitraje de fusiones de Albert Fried en Nueva York.

“Cuando se producen estas grandes transacciones una tras otra, se plantea la preguna de qué piensan de ello las grandes farmacéuticas. En este momento, Pfizer probablemente esté llegando a la conclusión de que necesita tener una mentalidad de compra”.

CONVERSACIONES INFORMALES

Pfizer, cuya sede central se encuentra en Nueva York, mantuvo conversaciones informales y ahora interrumpidas con AstraZeneca por la posible adquisición de la compañía de Londres, le contaron esta semana a Bloomberg News dos personas con conocimiento del tema, pidiendo reserva de su nombre.

Una de ellas dijo que las conversaciones tuvieron lugar hace varios meses y que no hay planes de retomarlas.

Pese a ello, los certificados estadounidenses de depósitos en custodia de AstraZeneca ayer dieron un salto del 8.8 por ciento al nivel más alto en 26 años, lo que valúa la empresa en 87 mil millones de dólares, mientras que Pfizer avanzó 2 por ciento. Las acciones de AstraZeneca, que cotizan en Londres, no se negocian desde el 17 de abril.

Joan Campion, portavoz de Pfizer, y Michele Meixell, portavoz de AstraZeneca, dijeron que las compañías no hacen declaraciones sobre versiones del mercado cuando se les preguntó sobre las tratativas de compra.

Según las proyecciones, las ventas de Pfizer treparán a una tasa anual compuesta de 0.5 por ciento durante los próximos cinco años, por debajo de la tasa media de 2.4 por ciento de sus pares más cercanos, muestran los cálculos que reunió Bloomberg.

La adquisición de AstraZeneca le daría drogas en fase inicial de investigación en el campo de los tratamientos anticáncer que utilizan las células del sistema inmune del cuerpo para reconocer y atacar la enfermedad.

“Esta operación sería muy conveniente para Pfizer”, escribió ayer Alex Arfaei, analista de BMO en Nueva York, en un informe. “En primer lugar, mejoraría significativamente la lista de productos que Pfizer proyecta lanzar al mercado, en particular en inmuno-oncología. Segundo, obviamente habría sinergias operativas importantes”.