Empresas

Reckitt Benckiser compra Mead Johnson por 16 mil 600 mdd

Incluyendo el adeudo de Mead Johnson, fabricante de alimentos para bebés, el acuerdo tiene un valor de 17 mil 900 millones de dólares. Reckitt informó que financiará la adquisición con deuda.
Reuters
10 febrero 2017 9:6 Última actualización 10 febrero 2017 9:14
Reckitt Benckiser compra Mead Johnson por 16 mil 600 mdd

Reckitt Benckiser compra Mead Johnson por 16 mil 600 mdd. (Reuters)

LONDRES.- Reckitt Benckiser acordó comprar al fabricante estadounidense de alimentos para bebés Mead Johnson Nutrition por 16 mil 600 millones de dólares, lo que da a la compañía británica de bienes de consumo una nueva línea de productos y expande su presencia en los mercados en desarrollo.

Reckitt, fabricante de los limpiadores Lysol, los preservativos Durex y las medicinas para el resfrío Mucinex, informó este viernes que pagará 90 dólares en efectivo por las acciones de Mead Johnson, que produce el alimento infantil Enfamil.

Incluyendo la deuda de Mead Johnson, el acuerdo tiene un valor de 17 mil 900 millones de dólares. Reckitt Benckiser dijo que financiará la adquisición con deuda respaldada por Bank of America Merrill Lynch, Deutsche Bank y HSBC.

Reckitt, cuyo negocio se ha visto afectado por un escándalo de seguridad en Corea del Sur, una desaceleración en los mercados emergentes y su fallido producto Scholl, también reportó ventas más débiles de lo esperado en el cuarto trimestre debido a declives en Europa y Norteamérica.

Aún así, las acciones de Reckitt operaban estables en Londres, ya que la adquisición de Mead, que es la mayor en la historia de Reckitt, compensó sus débiles resultados.

El presidente ejecutivo de Reckitt, Rakesh Kapoor, dijo que el acuerdo era "un punto de inflexión significativo" para su negocio.

China se convertirá en el segundo mayor mercado de Reckitt detrás de Estados Unidos después de la adquisición de Mead Johnson, que durante mucho tiempo fue considerado como un potencial objetivo de compra de Danone o Nestlé , pero nunca de Reckitt.

Mead Johnson, cuyas acciones han caído un tercio en los últimos dos años, ha perdido participación de mercado en China últimamente debido a una mayor competencia y a un cambio en los hábitos de consumo.