Empresas

Pepsi dobla crecimiento de Coca-Cola en México

Las razones por las que Cultiba, la única embotelladora de Pepsi-Cola en México, creció más en volumen de ventas que Coca-Cola, están en el alza de precios y en el costo de los refrescos.
Francisco Hernández
25 septiembre 2017 23:26 Última actualización 26 septiembre 2017 4:55
El desempeño de Coca-Cola frente a Pepsi obedece a la alta inflación, pues los consumidores son más cautelosos para comprar refrescos. (Bloomberg)

El desempeño de Coca-Cola frente a Pepsi obedece a la alta inflación, pues los consumidores son más cautelosos para comprar refrescos. (Bloomberg)

En los primeros seis meses de 2017, el crecimiento del volumen de ventas de Cultiba, la única embotelladora de Pepsi-Cola en México, duplicó y superó por primera vez desde 2014 el observado por el consolidado de Arca Continental y FEMSA, las franquicias de Coca-Cola más grandes del país.

De acuerdo con datos de los reportes del segundo cuarto de 2017, mientras que el volumen desplazado por Cultiba creció 4.3 por ciento, las embotelladoras de Coca-Cola tuvieron un alza de 2.1 por ciento.

Para Rafael Camacho, analista de Ve por Más, el desempeño de Coca-Cola en México obedece a la alta inflación, pues los consumidores son más cautelosos a la hora de adquirir productos no esenciales como son los refrescos.

Para los expertos, el hecho de que los productos de Pepsi-Cola sean más económicos que los de Coca-Cola pudo haber impulsado las ventas de la primera compañía en la mitad pasada de este año.

En un recorrido por tiendas de autoservicio, El Financiero constató que los productos Pepsi pueden ser en promedio hasta 20 por ciento más económicos que sus similares de Coca-Cola.

“Durante el segundo trimestre, nuestra división México y Centroamérica enfrentó un entorno complejo, con mayor inflación y volatilidad en los insumos”, dijo Coca-Cola FEMSA en su reporte del segundo cuarto de 2017.

empresas” title=refrescanventas26-25

En sus informes financieros, las empresas resaltaron que sus resultados en ingresos y flujo operativo estuvieron impulsados por las alzas en precios.

“El precio promedio por caja, unidad sin garrafón, alcanzó 55.87 pesos en el trimestre, un aumento de 8.8 por ciento como consecuencia de los ajustes de precio realizados al inicio del año y en línea con la estrategia 2017”, detalló la embotelladora.

En los primeros seis meses del presente año la inflación fue de 6.31 por ciento, su mayor nivel desde 2001, y es considerado como uno de los factores que encarecen los productos que ofrecen este tipo de empresas.