Nissan toma 'cartas en el asunto' tras escándalo de Ghosn
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Nissan toma 'cartas en el asunto' tras escándalo de Ghosn

COMPARTIR

···

Nissan toma 'cartas en el asunto' tras escándalo de Ghosn

La automotriz determinó reforzar su gobierno corporativo con medidas como dar más poder a la junta directiva, esto tras las acusaciones contra el exlíder de la firma.

Bloomberg /Tara Patel
10/01/2019
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Nissan tomó medidas para reforzar su gobierno corporativo, con lo que otorga más poderes a la junta directiva, tras el arresto del expresidente Carlos Ghosn por supuestas irregularidades financieras.

El consejo decidió ampliar el alcance de las decisiones que requieren su aprobación y determinará de manera interina los paquetes de compensación otorgados a directores y ejecutivos, consigna un comunicado este jueves.

El director ejecutivo, Hiroto Saikawa, se ha comprometido a abordar las deficiencias de gobierno corporativo que han atrapado a la compañía en el escándalo que involucra a Ghosn, quien fue acusado de delitos, incluida la falta de información sobre sus ingresos.

El mes pasado, Saikawa culpó al gobierno de la compañía por permitir que "la situación continúe", mientras que observadores externos han citado la falta de controles internos. Sus reglas le dieron facultades poco usuales a su expresidente.

El fabricante de automóviles informó que la decisión sobre quién decide la compensación permanecerá en vigencia hasta que un comité para mejorar la gobernabilidad suspenda sus propuestas.

Nissan también actualizó su código de gobierno corporativo el mes pasado para aclarar su política sobre participaciones cruzadas, que tiene relación directa con su asociación con el fabricante de automóviles francés Renault.

La junta directiva "volvió a enfatizar su compromiso con su alianza con Renault y Mitsubishi", según el comunicado. El directorio de Renault también se reunirá el jueves, informó Bloomberg News.

Ghosn desempeñó papeles clave en Japón y Francia como presidente de Nissan y jefe de Renault, así como jefe de la alianza que une a ambos fabricantes de automóviles.

Nissan, donde surgieron las acusaciones de irregularidades, tomó rápidas medidas para removerlo de su cargo tras su detención el 19 de noviembre, mientras que Renault nominalmente lo mantuvo en su lugar, ya que está a la espera de que surjan más pruebas sobre su mala praxis.

Ghosn ha rechazado las acusaciones, aunque los fiscales en Japón lo volvieron a arrestar el mes pasado y presentaron nuevas acusaciones que van desde el ocultamiento de pérdidas de inversión hasta el uso indebido de los fondos de la compañía.

En una comparecencia ante el tribunal el martes, Ghosn comentó que había sido acusado y detenido injustamente, y calificó las acusaciones de "infundadas".

Al día siguiente, perdió una apelación contra su detención, lo que disminuyó las posibilidades de una pronta liberación bajo fianza. Su detención está programada para concluir el viernes, aunque los fiscales tienen el derecho de apelar a un tribunal para extender su arresto.

Su detención se produjo después de una investigación de un mes por parte de Nissan sobre su conducta, una investigación que se le ocultó a su socio francés. Si se prueba, cada uno de los supuestos delitos de Ghosn puede conllevar una sentencia de hasta 10 años, han señalado los fiscales.

Renault es el mayor accionista de Nissan y, a cambio, la compañía asiática es el segundo mayor accionista de la automotriz francesa. Las dos compañías también tienen participaciones minoritarias en la alemana Daimler.