Empresas

Nissan inaugura su primera fábrica en Brasil

La compañía automotriz importaba sus vehículos desde México, el crecimiento del sector automotriz en Brasil impulsó la decisión de construir una planta en dicho país. Con esta medida, la firma espera alcanzar un 5% de participación en el mercado carioca.
Reuters
15 abril 2014 18:50 Última actualización 15 abril 2014 18:50
Etiquetas
[Nissan se ubica como la principal armadora de vehículos en México./Bloomberg] 

[Nissan se ubica como la principal armadora de vehículos en México./Bloomberg]

RIO DE JANEIRO - La automotriz japonesa Nissan inauguró el martes su primera fábrica propia en Brasil, concluyendo una inversión de 2 mil 600 millones de reales (unos mil 165 millones de dólares) en momentos en que el mercado del país sudamericano enfrenta una marcada ralentización en las ventas y las exportaciones.

Hasta la inauguración de la planta, centrada en modelos de autos compactos, Nissan operaba en Brasil a través de la importación de vehículos desde México, que tenían volumen limitado tras la revisión del acuerdo de comercio automotriz entre ambos países.

Al momento del anuncio de construcción de la fábrica, las ventas de vehículos en Brasil crecían por encima del 10 por ciento anual, en comparación con una expectativa de expansión del 1 por ciento para el 2014 por parte del sector.


"Este complejo industrial comprueba el compromiso de Nissan con Brasil", dijo el presidente de la alianza Renault-Nissan, Carlos Ghosn.

La capacidad de la fábrica, instalada en la ciudad de Rezende, en Río de Janeiro, es de 200 mil vehículos y motores por año.

Nissan tiene la meta de alcanzar un 5 por ciento de participación en el mercado brasileño. En el 2013, la empresa registró una cuota de 2,18 por ciento en el segmento de autos y vehículos comerciales ligeros, ocupando la novena posición entre los mayores fabricantes del país.

En el primer trimestre, las ventas de vehículos nuevos en Brasil cayeron 2,1 por ciento, la producción se desplomó 8,4 por ciento y las exportaciones en valor bajaron un 15 por ciento. Las existencias, en tanto, aumentaron un 11 por ciento.

(1 dólar = 2,2385 reales brasileños)