Empresas

Multimillonarios dominan fusiones y adquisiciones

Las mayores ofertas de absorción de Estados Unidos realizadas desde enero del año pasado fueron hechas por firmas controladas por miembros del top 200 de hombres más ricos del mundo, como Mark Zuckerberg o Warren Buffett.
Bloomberg
28 marzo 2014 18:1 Última actualización 29 marzo 2014 5:0
Mark Elliot Zuckerberg. (Tomada de Facebook/Archivo)

Empresarios estadounidenses

Los megaricos dominan los meganegocios en Estados Unidos.

Desde enero de 2013, siete de las 15 ofertas de absorción de Estados Unidos por un valor superior a los 10 mil millones correspondieron a firmas que financia y controla alguno de los 200 hombres más ricos del mundo, según datos que recopiló Bloomberg.

El mes pasado, Mark Zuckerberg, de Facebook Inc., quien tiene un patrimonio neto de 27 mil 100 millones de dólares, presentó una oferta de 19 mil millones de dólares por el servicio de mensajes WhatsApp Inc., y esta semana acordó la compra de la firma de realidad virtual Oculus VR Inc. por al menos 2 mil millones.

Los accionistas de control no están sujetos a las mismas presiones que en los últimos años han impedido a las juntas directivas de las empresas dar el visto bueno a grandes transacciones, explicó Frank Aquila, un socio de la firma legal de Nueva York Sullivan Cromwell LLP.

Las compañías de Estados Unidos han cerrado 48 por ciento menos grandes transacciones que en 2007, según datos que recopiló Bloomberg.

“A pesar de que la economía se ha fortalecido, las juntas directivas y la administración han dado muestras de aversión al riesgo”, dijo Aquila. “Las compañías que han estado dispuestas a correr más riesgos son las que tienen un accionista importante o de control”.

En algunos casos, los accionistas no ven con buenos ojos esos riesgos. Las acciones de SoftBank Corp. cayeron 17 por ciento el 12 de octubre de 2012, luego de que la compañía, que controlaba el multimillonario Masayoshi Son, confirmara que mantenía conversaciones con Sprint Corp.

Los máximos responsables que tienen el control tienden a ignorar esos movimientos de corto plazo, en parte porque les preocupa menos perder el empleo, dijo Paul Parker, jefe global de fusiones y adquisiciones de Barclays Plc. Esa libertad les permite buscar oportunidades que podrían tardar años en generar resultados, a diferencia de las compañías cuyo control depende de una base diversificada de accionistas, dijo.

LA ESTRATEGIA DE DELL

Cuando Michael Dell, quien tiene un patrimonio neto de 15 mil 40 millones de dólares, según el Índice de Multimillonarios de Bloomberg, retiró de bolsa su compañía fabricante de computadoras con Silver Lake Management LLC, dijo que los cambios estratégicos que buscaba tardarían mucho en seducir a los tenedores de acciones de bolsa. Dell tenía alrededor del 16 por ciento de las acciones.

“Los grandes accionistas individuales adoptan una perspectiva de largo plazo, sobre todo si pueden oponerse a un mercado que va en dirección opuesta”, dijo Parker en una entrevista.

Por otra parte, están más dispuestos a hacer apuestas más grandes porque sus recursos también lo son.

La compra apalancada de Dell debió enfrentar el desafío de Icahn Enterprises LP, que fundó Carl Icahn, quien tiene un patrimonio neto de 21 mil 900 millones de dólares y ocupa el puesto 33 en riqueza mundial. Icahn posee el 88 por ciento de las acciones en circulación de Icahn Enterprises.

El año pasado, el cuarto hombre más rico del mundo, Warren Buffett, se asoció con 3G Capital en la compra de HJ Heinz Co. por unos 27 mil 499 millones de dólares incluida deuda. Buffett, quien tiene un patrimonio neto de 63 mil millones de dólares, controla alrededor de un tercio de las acciones con derecho a voto de su Berkshire Hathaway Inc.