Empresas

IFT privilegiará ofertas con más cobertura en TV

El  regulador fijó el Valor Mínimo de Referencia en 830 mdp, pero expertos estiman que los contenidos generarán un gasto mensual de 20 mdd. El organismo fijó los precios de salida basado en resultados de Televisa y TV Azteca.
Ramiro Alonso
22 abril 2014 21:28 Última actualización 23 abril 2014 5:0
Pantalla en tienda

Pantalla en tienda. (Cuartoscuro/Archivo)

El Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) determinó que la propuesta ganadora de la licitación de nuevas cadenas de televisión comercial en México será aquella que haga una mejor oferta en torno a la cobertura de las señales en los primeros años de operación, un criterio que pesará más que el Valor Mínimo de Referencia (VMR).

Luis Fernando Borjón, comisionado del IFT, dijo que el regulador determinó establecer un VMR de 830 millones de pesos como punto de partida en la adjudicación de frecuencias para TV, pero el objetivo del Instituto es dar incentivos a los nuevos competidores para entrar al mercado lo más pronto posible. Que inicien operaciones y vean los retornos de su inversión.

“En el modelo que estamos planteando se abre espacio para que haya una oferta por cobertura, la fórmula que hemos propuesto para la licitación es 60 por ciento de la oferta de cobertura y 40 por ciento de la propuesta económica, entonces hay un juego para que el interesado pueda balancear su oferta”, declaró el directivo a EL FINANCIERO.

Expuso que el VMR que determinó el pleno del IFT se elaboró con base a un modelo de negocios a partir de los resultados financieros de Televisa y TV Azteca en los últimos 14 años, debido a las dificultades que el regulador encontró a la hora de buscar datos en la experiencia nacional e internacional.

“Con base en ese modelo hicimos una proyección de lo que podría ser una empresa que tuviera una cadena nacional e hicimos ejercicios con diversas participaciones de mercado. Ahí tomamos referencias de lo que anteriormente se había hecho para la Cofetel y de otras empresas, del propio CIDE, que lo que reflejan es que la inversión fuerte es siempre contenidos”, aseveró.

Consideró que otro de los incentivos con los que contarán los nuevos operadores de televisión nacional serán el impulso de las medidas regulatorias must offer y must carry, un par de conceptos que hacen referencia a determinadas reglas de retransmisión de contenidos a través de los sistemas restringidos de televisión.

“El must carry es un aspecto que permitirá llegar a las señales de los nuevos operadores al otro espacio donde no llega la TV abierta, que es la TV de paga”, dijo Borjón.

Señaló que los nuevos operadores, al ser parte de la TV de paga, tendrán acceso a esa posible audiencia, sólo que deberán generar programas para que la gente los prefiera.

“Que la gente cambie de canal cuando tenga la oferta posible, la audiencia será algo por lo que tendrán que luchar los competidores”, indicó el comisionado.

El tema de la retransmisión, a través del must carry, añadió, lo vemos como un incentivo para que el nuevo operador despliegue más rápido su infraestructura y genere interés de los cosumidores de TV.