Empresas

ICA cierra con caída de 6% en BMV ante baja en calificación de Moody’s

Luego de que la agencia calificadora Moody’s recortó la calificación crediticia de sus notas globales en dólares, las acciones de la constructora mexicana cayeron hasta 6.3 por ciento durante la jornada en la Bolsa Mexicana de Valores.
Ana Valle
09 noviembre 2015 13:52 Última actualización 09 noviembre 2015 16:32
ica

(Bloomberg)

CIUDAD DE MÉXICO.- Las acciones de la constructora mexicana ICA cayeron hasta 6.3 por ciento al inicio de la semana luego de que la agencia calificadora Moody’s recortó la calificación crediticia de sus notas globales en dólares.

Durante la jornada, las acciones de ICA llegaron a caer hasta 6.3 por ciento, a 6.27 pesos, y finalizaron la sesión con una baja de 5,97 por ciento, a 6.25 pesos


Moody´s recortó la calificación a tres emisiones de notas globales con vencimientos entre 2017 y 224 de B3 a B2 con perspectiva negativa.

“La degradación de ICA es consecuencia de las métricas crediticias más débiles a lo esperado de la compañía, en especial el muy elevado apalancamiento y la modesta cobertura de intereses, así como su ajustada liquidez”, mencionó Moody’s en su nota.

El precio de casi 6.30 pesos en que cotizan los papeles de la constructora dirigida por Alonso Quintana se encuentra 17 por ciento arriba de su mínimo histórico de 5.4 pesos que registró en septiembre del 2002.

De acuerdo con el consenso de Bloomberg, de 13 casas de bolsa, 3 recomiendan compra, 5 mantener y 5 vender con un precio objetivo a 12 meses de 8.9 pesos, un potencial de retorno de 41 por ciento frente al nivel actual.

En lo que va del 2015, el valor de los títulos de la constructora acumula un descenso de 65 por ciento, ubicándose dentro de las mayores perdedoras de la BMV en lo que va del año.

Marco Medina, analista de construcción de Ve por Más, explicó que la revisión hecha por la calificadora era un tema ya esperado, dado que el desempeño de sus resultados ha generado cierta incertidumbre respecto a si podrá hacer frente a sus obligaciones.

“Sobre todo porque la parte de construcción ha visto un poco de estancamiento y ha afectado a la empresa, y su baja rentabilidad, que ha hecho que el apalancamiento se mantenga elevado pese a haber monetizado activos”, dijo el analista.

Por el momento en que se encuentra la emisora, Medina no descartó que alguna otra calificadora realice un movimiento similar.