Empresas

Hay escasez de talento en México

12 febrero 2014 4:45 Última actualización 30 junio 2013 16:11

 [Bloomberg]


 
 
Juan Antonio Lara
 
Monterrey.- Un 38 por ciento de las empresas mexicanas afirman padecer escasez de talento, aunque esto no es privativo de México, señaló Mónica Flores, directora general de Manpower Group Latinoamérica.
 
Al participar en el Foro Mundial RH 2013 que se clausuró el fin de semana en esta ciudad, organizado por ERIAC Capital Humano, dijo que ante los nuevos retos de las empresas, los trabajadores y profesionistas deben tener capacidad para seguir aprendiendo porque los conocimientos adquiridos en las universidades pierden vigencia al poco tiempo de concluir los estudios formales.
 
En su plática, Flores mencionó que de acuerdo a una encuesta global realizada por esta compañía entre 60 mil empleadores, un 35 por ciento afirmó padecer escasez de talento, cifra que en Brasil llega hasta el 68 por ciento, en Argentina al 41 por ciento, en Costa Rica es del 40 por ciento y en Estados Unidos un 39 por ciento.
 
Flores opinó que el ambiente que priva actualmente en el medio empresarial es la incertidumbre y la única manera de enfrentar este clima es a través del aprendizaje continuo.
 
“Hoy en día, lo único cierto que tenemos es la incertidumbre, por lo que debemos tener capacidad para seguir aprendiendo”, indicó, al afirmar que el carecer de talento les cuesta mucho dinero a las empresas.
 
Ante esta situación, mencionó que las empresas requieren líderes multiplicadores que impulsen el desarrollo de talento, no líderes que lo opaquen.
 
Entre el personal que más escasea en México se encuentran los técnicos, enfermeras, ingenieros, nanotecnólogos y asistentes de dirección.
 
Flores exhortó a las universidades a tener un mayor acercamiento con el sector privado y la sociedad para formar el talento que se requiere.
 
Brechas generacionales
 
La directora general de Manpower Group Latinoamérica expresó que por primera vez en la historia, cuatro generaciones coinciden en el mismo tiempo y espacio de trabajo, gracias a cambios culturales, productivos, tecnológicos y demográficos.
 
Estas generaciones son las de los llamados “Baby boomer”, que son los nacidos entre 1950 y 1965; la generación X, integrada por quienes nacieron entre 1965 y 1980; la generación Y, nacidos entre 1980 y 1995; y la generación Z, nacidos entre 1995 y el 2010.
 
Explicó que ninguna generación es mejor que otra, pero es necesario que el líder entienda las diferencias culturales y tecnológicas de cada una de estas generaciones.
 
“La diversidad bien manejada se convierte en una fuente de riqueza de ideas y soluciones, no solamente para desarrollar nuevos mercados, entender mejor las necesidades de los consumidores, adaptar nuevas tecnologías y adaptarse a las nuevas condiciones del mercado, sino también para consolidar el éxito, integrar grupos humanos sólidos y duraderos o garantizar la vigencia de los valores institucionales de las organizaciones”, indicó.
 
Con información proporcionada por Finsat.