Empresas

Green Clean conquista clientes con tintorerías verdes

Green Clean es una franquicias que ha resultado exitosa gracias a su método ahorrador de agua, que ha interesado a clientes preocupados en consumir productos amigables con el medio ambiente. 
Ana Martínez
14 mayo 2015 21:44 Última actualización 15 mayo 2015 5:0
Green Clean

Green Clean comenzó operaciones en 2009 y hoy cuenta con 35 sucursales. (Cortesía)

Green Clean ha conseguido colocarse en el gusto de los consumidores por su método de lavado en seco, el cual resulta alternativo y amigable con el ambiente porque está basado en la silicona.

Desde su inicio de operaciones en 2009, la firma mexicana ha inaugurado 35 sucursales, se ha expandido internacionalmente y consiguió a clientes como Cemex, Alfa y Bancomer.

El método de lavado se desarrolló en Estados Unidos como parte de un proyecto de General Electric y Procter & Gamble. Oscar Escalante, fundador de Green Clean, obtuvo la patente para América Latina.

El componente verde de ‘Green Earth’ ha servido a la empresa para ganar clientes interesados en consumir productos biodegradables y sin impactos dañinos en la salud de las personas que lo trabajan.

“En las tintorerías tradicionalmente se utiliza un químico y sí limpia las manchas de la ropa, pero tiene varios efectos negativos como deterioro de las prendas después de pocas lavadas y efectos negativos en la salud de los empleados”, comentó Escalante.

Green Clean cuenta con 35 sucursales, 32 de ellas en México, una en Bogotá, otra en Honduras y una más en Perú. Para colocar una tienda, los directivos buscan ubicaciones donde el nivel socioeconómico de la de los habitantes se ubique en los niveles A,B,C, puntos donde el acceso sea fácil y locales con estacionamiento. Este año esperan inaugurar 10 sucursales en México, una segunda franquicia en Honduras e incursionar a los mercados de Brasil y Chile con una tienda.

“No hay nada que no podamos lavar, somos la única tintorería en México y América Latina que es realmente ecológica, es biodegradable y las máquinas consumen menos energía. En precios vamos con el mercado local y nuestro producto no afecta las fibras, así que podemos lavar prendas con aplicaciones y pedrería”, explicó el directivo.

El servicio es rápido, las prendas se tienen listas en una hora y media o dos horas como máximo. El modelo de negocio consiste en un pago de servicios por adelantado para incentivar que los clientes regresen por su ropa el mismo día para no tener un inventario de prendas en los locales, dado que estos tienen una superficie de 70 a 80 metros. Otro segmento importante para Green Clean son los corporativos, como Alfa y Cemex, con los cuales tienen convenios de precios preferenciales para los empleados.

Los precios de lavado van de 35 pesos a 250 pesos por prenda y varían de acuerdo con la ubicación de la sucursal. “En Monterrey es más barato el servicio de tintorería que en el Distrito Federal porque las rentas son más caras”, dijo Escalante. Por ejemplo, el lavado de un suéter tiene un costo de 35 pesos, mientras que un traje de dos piezas cuesta 80 pesos, una chamarra de piel tiene el precio más alto.

El ticket promedio es de 350 pesos por cliente. Una sucursal factura 250 mil pesos mensuales en promedio y el punto de equilibrio para el negocio se ubica en 120 mil pesos mensuales. Como parte de la expansión en México, planean incorporar más sucursales en la Ciudad de México, Puebla y ciudades con una densidad poblacional superior a 100 mil habitantes.