Empresas

GM invierte 'de puntitas' en México luego de los ataques de Trump a Ford

La automotriz General Motors continúa en sus inversiones en el país de manera discreta, lo que la ha mantenido fuera de la mira del candidato republicano, que ha centrado sus ataques a Ford, quien ha anunciado con 'bombo y platillo' sus apuestas a México. 
Bloomberg
14 octubre 2016 14:15 Última actualización 14 octubre 2016 14:29
GM

(Bloomberg)

Después de más de un año de ver al candidato presidencial republicano Donald Trump atacar a Ford Motor por trasladar puestos de trabajo a México, General Motors ha proseguido con su propia expansión.Simplemente no ha dicho tanto como Ford.

GM está avanzando en una inversión de 800 millones de dólares para su línea global de automóviles compactos que incluye una reinstrumentación de una fábrica en San Luis Potosí. Esa planta y otra en México también fabricarán el nuevo SUV Chevy Equinox el próximo año, dijeron personas familiarizadas con el asunto.

El fabricante de automóviles sólo ha dicho que el nuevo Equinox será fabricado en una planta en Canadá y en otros dos sitios, sin decir nada sobre México, evitando con ello tanto la atención de Trump como la posibilidad de que la noticia afectara las negociaciones laborales en Canadá el mes pasado, dijeron las fuentes, que pidieron no ser identificadas porque el asunto es privado.

La discreción ha mantenido a GM fuera de la mira de Trump y ayudado a la empresa con sede en Detroit a llegar a un acuerdo con su sindicato canadiense, mientras el candidato republicano decía que el plan de Ford para México era una “absoluta desgracia”.

La estrategia de GM podría ser un indicador sobre cómo operarán las empresas estadounidenses si Trump gana la elección en Estados Unidos. En su campaña, el candidato se ha pronunciado en contra del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) en numerosas ocasiones.

"Las grandes empresas estadounidenses están siendo cautelosas, no quieren tener problemas con los candidatos presidenciales", dijo Mario Chacón, titular de la Unidad de Promoción de Negocios Globales de ProMéxico, en una entrevista.

"Se sienten reprimidos porque todo lo que dicen puede ser utilizado en su contra", añadió. 

GM ha sido claro acerca de su inversión en México, empezando con un anuncio a finales de 2014 de que invertiría 5 mil millones en el país, solo que la empresa no ha revelado muchos detalles desde entonces.

1
FORD

 

Ford

En abril, en la cúspide de la campaña para las elecciones primarias, Ford anunció que invertiría mil 600 millones de dólares en México para fabricar automóviles compactos. Luego el CEO Mark Fields anunció en septiembre que la compañía trasladaría la producción de automóviles compactos a México.

El presidente de Ford, Bill Ford, bisnieto del fundador de la empresa, se vio obligado a reaccionar a los ataques de Trump. Ford dijo a finales de septiembre que la compañía fabrica más coches en Estados Unidos que ninguna otra empresa automovilística, y que Ford "es todo lo que (Trump) debería estar celebrando sobre Estados Unidos".

La inversión de GM en su fábrica en San Luis Potosí fue anunciada inicialmente en noviembre de 2015, sin proporcionar planes o detalles específicos.

El plan es adicional a los 5 mil millones de dólares que la compañía dijo que invertiría en diciembre de 2014 para ampliar y reformar las plantas existentes en el país.

GM dice que no está ocultando su inversión en México. "Por razones de competencia -especialmente en lo que se refiere a productos futuros- los detalles específicos de las inversiones son anunciados conforme consideramos apropiado", dijo Pat Morrissey, portavoz de la compañía, en un correo electrónico.

Morrissey también dijo que GM ha invertido 20 mil millones de dólares en sus operaciones en Estados Unidos desde 2009 y que da trabajo a 97 mil personas en Estados Unidos y 15 mil en México.

En los últimos años, GM ha promovido activamente sus nuevas inversiones en México. Organizó una ceremonia de inauguración para una nueva extensión de tren en San Luis Potosí en 2014, invitó a un gobernador para anunciar una expansión en Coahuila en 2010 y envió comunicados de prensa detallando incluso sus inversiones más pequeñas, como una contribución de 87 millones de dólares a una planta de estampado en marzo de 2015.

Ese mismo mes también anunció un nuevo modelo que produciría en México: el Chevrolet Cruze de nueva generación.

En contraste, GM no tiene comunicados de prensa en su página web sobre las inversiones en México este año. No ha proporcionado información sobre el Equinox en México, ni ha explicado en dónde invertirá los 800 millones de dólares anunciados en noviembre.

“En realidad las empresas no detienen su proceso de decisión de inversiones por razones políticas, simplemente hacen todo de una manera más silenciosa. A ninguna empresa le conviene y le gusta que se hagan grandes anuncios en estas épocas, porque puede haber una reacción negativa de la parte sindical de los trabajadores organizados de otros países. Entonces las decisiones se hacen de una manera no muy abierta pero continúan. No pueden parar”, dijo Chacón.

En una entrevista con Bloomberg, el presidente de GM, Dan Ammann, dijo que tenía poco que decir sobre la controversia política que ha rodeado a Ford durante la campaña electoral.

"Estamos observando", dijo Ammann en una entrevista con Bloomberg.

1
COSTOS LABORALES

 

kia

Los costos laborales en México son de alrededor de una quinta parte de los niveles de Estados Unidos, lo cual ha hecho que la mayoría de los fabricantes de automóviles operen o se expandan en México en años recientes.

Desde principios de 2010, México ha atraído inversiones por 25 mil 800 millones de dólares, según el Centro de Investigación Automovilística en Ann Arbor, Michigan.

Kia Motors y la filial de lujo de Volkswagen, Audi, inauguraron plantas de miles de millones de dólares el mes pasado. Una empresa conjunta de Daimler y Nissan Motor está trabajando en una fábrica que ensamblará vehículos compactos, mientras que Toyota Motor planea producir Corollas. BMW también está construyendo una planta.

Además de los costos laborales más bajos, México ofrece una serie de acuerdos comerciales internacionales y cercanía con el mercado automovilístico estadounidense.

"Los acuerdos de libre comercio de México, su ubicación geográfica y mano de obra lo vuelven más atractivo que Brasil", dijo Horacio Chávez, director para México de Kia, en una entrevista el mes pasado.

"Eso nos permite llegar a muchos mercados", agregó Chávez.

: