Empresas

General Electric comprará firma de servicios petroleros

12 febrero 2014 4:52 Última actualización 08 abril 2013 14:11

 
 
Reuters
 
General Electric dijo que adquirirá la firma proveedora de servicios petroleros Lufkin por 2,980 millones de dólares (mdd), con lo que aumentará considerablemente su presencia en el creciente mercado de extracción de petróleo y gas natural de esquisto, dijo el conglomerado el lunes.
 
La oferta valora a Lufkin en 88.50 dólares por acción, lo que representa un premio de un 38% con relación al cierre del mercado el viernes.
 
El acuerdo para adquirir Lufkin, que las partes esperan cerrar en junio, es la primera gran compra de GE desde que el conglomerado vendió su participación remanente en NBC Universal hace 2 meses y es parte del plan del presidente ejecutivo Jeff Immelt de enfocar la compañía en el sector energético y otras áreas de alto crecimiento.
 
Immelt afirmó el otoño boreal pasado que GE buscaría adquisiciones del orden de 1,000 millones a 3,000 mdd. El desarrollo del gas natural es "el lugar para actuar tanto en términos de Estados Unidos como del resto del mundo", declaró a los analistas en esa oportunidad.
 
La empresa ha invertido unos 11,000 mdd en adquisiciones desde el 2007 para impulsar su presencia en el negocio del gas y el crudo, el sector de más rápido crecimiento del conglomerado y que contribuye con aproximadamente el 10 % de sus ingresos.
 
El negocio energético de GE también fabrica bombas subterráneas que extraen petróleo y gas hacia la superficie, así como compresores y filtros.
 
"Este acuerdo (de Lufkin) realmente va a redondear nuestra cartera", dijo en una entrevista Daniel C. Heintzelman, jefe de GE Oil & Gas.
 
GE prevé que el mercado de extracción de petróleo crezca un 12% a un 13% anual en la próxima década, dijo Heintzelman, citando estadísticas que indican que al menos un 94% de los pozos petroleros necesitarán bombas o elevadores al menos una vez durante su vida útil.
 
Lufkin tiene "una gran marca en el mercado y esperamos construir sobre eso", sostuvo.
 
GE no ha decidido si mantendrá la marca Lufkin o si retendrá a los ejecutivos de la compañía, pero está inclinada a mantener al personal, comentó Heintzelman.
 
Las ganancias de Lufkin en el cuarto trimestre superaron las estimaciones de los analistas gracias a la demanda por sus equipos de bombeo de parte de compañías que operan en yacimientos de esquisto como Bakken y Eagle Ford, pese a una desaceleración en la actividad de perforación.
 
Sin embargo, la compañía estimó que una lenta recuperación en la estancada perforación en tierra en Estados Unidos afectará las ganancias de este trimestre.
 
Lufkin opera principalmente en Estados Unidos y GE planea exportar las bombas de la compañía y otras tecnologías a campos de energía de todo el mundo, afirmó Heintzelman.
 
La oferta es mayor que el valor intrínseco de Lufkin de 70,98 dólares por acción medido por Thomson Reuters StarMine.
 
El modelo StarMine es una medida del valor actual de la acción cuando se consideran las estimaciones de crecimiento de analistas para cinco años, y luego se hace un modelo de la trayectoria típica de crecimiento para un período más extenso.