Empresas

Gasolina y tasas de interés impulsan ventas de GM, Ford y Chrysler en EU

En septiembre, el mayor repunte en ventas lo registró Ford con 23.3 por ciento; las de Chrysler subieron 13.6, y las de GM 12 por ciento. Más de la mitad de las ventas registradas se concentraron en el segmento de camionetas y SUV.
Reuters
01 octubre 2015 14:51 Última actualización 01 octubre 2015 16:14
[Se espera que las ventas de automóviles en Estados Unidos en todo el 2013 terminen en 15.6 millones, un alza de casi 8 por ciento./Bloomberg] 

Los vehiculos que registraron los mayores aumentos en ventas fueron las camionetas y las SUV. (Bloomberg)

Las tres grandes automotrices de Estados Unidos reportaron una fuerte alza en sus ventas gracias al bajo precio de la gasolina y tasas de interés en mínimos impulsaron la demanda de vehículos todoterreno y camionetas.

General Motors, la mayor automotriz estadounidense, informó que sus ventas totales en septiembre crecieron cerca de 12 por ciento, a 251 mil 310 vehículos, en comparación al mismo mes del año pasado.

El mayor aumento lo registró Ford con ventas superiores en 23.3 por ciento durante el mes pasado, al colocar entre el público 221 mil 269 autos y camionetas

El grupo italoamericano FCA –al que pertenece Chrysler– tuvo un crecimiento de 13.6 por ciento, al desplazar 193 mil 19 unidades.



La fuerte demanda de automóviles nuevos y camionetas en Estados Unidos ha estado dando impulso a las automotrices en momentos en que se desaceleran las ventas en China y en otros mercados.

Un impulso adicional para las ventas de General Motors, Ford Motor y Chrysler fue que el fin de semana del Día del Trabajo –una fecha importante para las ventas de automóviles– cayó en septiembre por primera vez desde 2012.

Las ventas totales de autos en Estados Unidos son un adelanto de cómo se comportó el gasto del consumidor cada mes, y se espera un crecimiento cercano a 14 por ciento en septiembre, según la consultoría de la industria Edmunds.com.

"Estados Unidos está creando empleos, los ingresos disponibles están aumentando, los precios del combustible y las tasas de interés permanecen bajas y las empresas siguen invirtiendo, pero de todos modos esta ha sido una recuperación lenta", afirmó el economista jefe de General Motors Mustafa Mohatarem.