FAW vuelve a México con Slim, tras fracasar con Salinas Pliego
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

FAW vuelve a México con Slim, tras fracasar con Salinas Pliego

COMPARTIR

···
Empresas

FAW vuelve a México con Slim, tras fracasar con Salinas Pliego

La venta de autos ligeros de FAW en México inició en 2007, pero concluyó en septiembre de 2009, cuando Salinas Pliego trajo los autos chinos al país. Ahora Carlos Slim los volverá a comercializar aprovechando el nuevo portafolio de autos de la empresa china y las alianzas comerciales con ese país.

Axel Sánchez
11/07/2014
Al registrarte estas aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Tras su fracaso en 2009, cuando el empresario Ricardo Salinas Pliego decidió traer autos chinos al país, la marca FAW volverá a vender vehículos ligeros en México, pero ahora con apoyo de Inbursa, empresa de Carlos Slim, quien será su principal inversionista.

Elías Massri, presidente y director general de Giant Motors México, dijo en entrevista con El Financiero que tienen planeado ampliar a otra línea de productos su planta de camiones comerciales ubicada en Ciudad Sahagún, Hidalgo, la cual opera desde 2006.

Dentro de la sociedad, Inbursa es el principal inversionista de Giant Motors México, firma que hasta ahora se dedicaba sólo a la producción y comercialización de camiones y camionetas.

“Buscamos aprovechar un nuevo portafolio de vehículos compactos y subcompactos que FAW desarrolló en China en los últimos cuatros años como parte de una inversión de mil 500 millones de dólares que realizó en cuatro plantas en ese país. Seguimos analizando los modelos que podremos armar en México”, explicó.

Dijo que se aprovechará la red de 25 distribuidores y centros de servicio autorizado para atender y comercializar estas unidades, aunque todavía no definen los métodos de venta de los vehículos.

La venta de autos ligeros de FAW en México inició en 2007, pero concluyó en septiembre de 2009.

En una entrevista reciente con El Financiero, Ricardo Salinas Pliego reconoció que uno de sus peores fracasos empresariales había sido incursionar en la venta de autos, con la marca de autos chinos FAW, los cuales se vendían a través de concesionarios y tiendas Elektra.

En un comunicado enviado a la Bolsa Mexicana Valores, Grupo Elektra, explicó la salida de FAW se debió a la debilidad de la economía mundial que impactó a la industria global.Esto le generó en el cuarto trimestre de 2009 una pérdida neta de 276 millones de pesos.

Se estima que alrededor de 5 mil personas compraron un auto de estos y se quedaron sin atención, pues la marca se esfumó muy pronto, cancelando también la promesa de una planta productiva en Michoacán.

Sin embargo, ahora Giant Motors y FAW está abiertos a propuestas de gobiernos estatales para abrir una nueva planta, además de la que tienen en Hidalgo, e incluso ya han tenido reuniones con los gobernadores de Chihuahua y Nayarit, aunque no hay nada definido todavía.

“Hay un acercamiento con el estado de Chihuahua y está enfocado a otra de las áreas donde FAW quiere crecer: los autobuses. Chihuahua quiere cambiar su flota por una más moderna y FAW tiene las capacidades. Un grupo de ejecutivos ya se reunió con el gobernador para revisar el tema”, reveló el presidente y director general de la firma en México.

Asimismo, expuso que también buscan aprovechar los diversos acuerdos comerciales que tiene el país con otros de Latinoamérica, aumentando sus estándares de calidad con respecto a los que tenían hace ocho años.


REVIVEN PROYECTO DE NEGOCIO

                                      Con Salinas Pliego         Con Slim Helú
Producción                    Importación de China      Armado en México
Distribución                       Tiendas Elektra              Red de 22
                                                                            distribuidores
Servicio                            Agencias Spirit        Centros Giant Motors
Tipo de vehículos              Subcompactos                Por definir
         
                                                               Fuente: Empresa y medios 

,