Empresas

Corea del Sur impone multa récord a VW por manipular emisiones

Corea del Sur impuso a Volkswagen una multa récord de 12 mil 310 millones de euros, y le ordenó la revisión de 125 mil 522 vehículos, por lo que debe entregar antes del 6 de enero de 2016 un plan de revisión.
Reuters
26 noviembre 2015 8:32 Última actualización 26 noviembre 2015 8:56
ME VW

El país asiático multó a Volkswagen Corea con 12 mil 310 millones de euros, la sanción económica más alta impuesta a un fabricante automotriz en Asia. (Especial)

SEJONG, Corea del Sur.- Corea del Sur se convirtió en el primer país fuera de Estados Unidos en castigar a Volkswagen AG por las pruebas de emisiones fraudulentas, imponiendo al fabricante automotriz una multa récord y ordenando la revisión de 125 mil 522 vehículos.

El Ministerio de Medio Ambiente surcoreano dijo que había ordenado a la sede de VW en el país que le remita antes del 6 de enero de 2016 un plan de revisión de vehículos, después de salir a la luz que el mayor fabricante europeo de automóviles había manipulado los dispositivos medidores de las emisiones diésel en vehículos con motores más antiguos.

Además, el país asiático multó a Volkswagen Corea con 12 mil 310 millones de euros, la sanción económica más alta impuesta a un fabricante automotriz en Asia, siendo el cuarto sector más importante del país, una decisión que podría afectar a la venta de coches importados en general.

"Las medidas de hoy son similares a las que están aplicando otros países. Alemania obligó a retirar vehículos, mientras que Estados Unidos ha abierto un proceso para fijar el monto de la multa que impondrá", dijo la analista de Samsung Securities, Esther Yim.

"Sin embargo, esta es la multa más alta impuesta por Corea a un fabricante automotriz por un sólo asunto y podría hacer mella en la cuota de mercado de los automóviles importados", añadió.

Varios funcionarios anunciaron que el gobierno habrá completado las pruebas que ha realizado a otros 15 fabricantes de modelos diésel en abril, lo que ha creado un incómodo ambiente de incertidumbre en un momento de ralentización de la venta para los importadores en un mercado automovilístico que ocupa el puesto 11 del ránking mundial.

Las ventas de importaciones alemanas con motores diésel han ido ganando terreno en los últimos años en el mercado surcoreano, dominado por fabricantes nacionales como Hyundai Motor y Kia Motors.

Sin embargo, se contrajo de un 15.7 por ciento en septiembre a un 12.34 en octubre, el porcentaje más bajo desde julio de 2013, según indicó la Asociación Coreana de Importadores y Distribuidores de Vehículos.